ARCHIVADO EN:

El servicio de bus turístico Barcelona City Tour, que es de titularidad del Área Metropolitana de Barcelona (AMB), ha presentado esta mañana el primer autobús totalmente eléctrico de doble piso en circular por las calles de cualquier ciudad de España. Y lo hace desde hoy mismo. En los próximos meses, está previsto la incorporación de un segundo vehículo con las mismas características. Y, según ha explicado el vicepresidente de Movilidad, Transporte y Sostenibilidad del AMB, Antoni Poveda, la flota de este tipo de autobuses debería estar completa "en unos tres años".

Este nuevo bus turístico funciona con un motor 100% eléctrico, que va a garantizar las cero emisiones. La electrificación de vehículo supondrá el ahorro de 45 toneladas anuales de CO2. Estas medidas se llevan a cabo para contrarrestar el grave problema de este tipo de emisiones contaminantes en los núcleos urbanos del Área Metropolitana de Barcelona.

13 HORAS DE AUTONOMÍA

Según informa el AMB, la incorporación del bus eléctrico ha supuesto también la adaptación de las instalaciones de Barcelona City Tour para hacerlas accesibles a la carga de las baterías. El nuevo motor eléctrico, en la fase de pruebas, ha permitido conseguir una autonomía media de 170 kilómetros y 13 horas de servicio ininterrumpido. 

Una imagen del bus turístico eléctrico en Reina Maria Cristina / DF
Una imagen del bus turístico eléctrico en Reina Maria Cristina / DF

El bus cuenta con 76 plazas, doce menos que la de un vehículo convencional. Esto ha sido posible debido a la instalación de las baterías en la planta baja del autocar. Este moderno vehículo también cuenta con tecnología a bordo de cámaras de visión 360º que aumentan la seguridad activa y pasiva del trayecto. También incorpora cargadores USB para dispositivos móviles en todos los asientos.

MÁS ECOLÓGICO PERO MÁS CARO

El coste de este vehículo es de unos 650.000 euros, que dobla el de las unidades convencionales. Este nuevo bus eléctrico de dos pisos se enmarca en la renovación de la flota que está llevando a cabo el AMB, con vehículos de bajas y nulas emisiones. Durante el mandato 2016-19, entre gestión directa e indirecta, el AMB renovó un total de 450 autobuses. Mientras que, de cara al presente mandato 2019-23, el AMB tiene la intención de renovar, solo en los servicios de gestión indirecta, otros 300 autobuses que habrán cumplido su vida útil. Todos ellos van a ser sustituidos por nuevos vehículos de bajas o de cero emisiones. En ningún caso se adquirirán vehículos de motor exclusivamente diésel.

Poveda ha hecho hincapié en que la lucha contra la contaminación es "un reto, también para el AMB. Y nos gustaría que también fuese importante para la Generalitat." Además, el histórico líder socialista en Sant Joan Despí desea que Barcelona sirva como "referencia" para que otras ciudades del Estado también se lancen y usen este tipo de buses en las calles. Mientras que, en el caso de la concejala de Movilidad del Ayuntamiento de Barcelona, Rosa Alarcón, ha recalcado que esta cuestión "no va de solo de emisiones cero sino que estos buses no hacen ruido. Y eso ayudará a la convivencia entre turismo y ciudadanía."   

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.