ARCHIVADO EN:

El candidato a la alcaldía de Barcelona, Manuel Valls, ha propuesto este domingo convertir el castillo de Montjuïc en un observatorio climático. El exprimer ministro de Francia, ha lanzado su propuesta en la plaza de Sarrià, donde ha presentado el manifiesto "La Barcelona de mañana". Además del cambio de uso del castillo Valls, que ha llegado en bicicleta al acto, ha propuesto un "plan de choque" contra el cambio climático.

ENERGÍA SOSTENIBLE

El alcaldable ha defendido que algunos servicios públicos, como la iluminación, la recogida de basuras y la limpieza se lleven a cabo con energías sostenibles. De la misma manera, Valls ha abogado por plantar 10.000 árboles para aumentar los espacios verdes de la ciudad y fomentar el vehículo eléctrico en la capital catalana.

Así, el candidato a al alcaldía ha reforzado su apuesta por una movilidad "más sostenible" potenciando, también, la bicicleta o el patinete con "inteligencia".

TRANSPORTE PÚBLICO

Otra de las propuestas realizadas por Valls es reforzar el transporte público en momentos de alta contaminación en la ciudad. El objetivo es convertir a Barcelona en la "primera ciudad ecológica y sostenible de Europa".

Los principales aspectos por los que apuesta el manifiesto son una Barcelona segura y cívica, una ciudad verde y una movilidad sostenible.