El grupo municipal de Esquerra Republicana de Catalunya (ERC) en el Ayuntamiento de Barcelona ha puesto sobre la mesa de negociación del próximo presupuesto del Ayuntamiento de Barcelona 100 millones extraordinarios en inversiones. Esta propuesta superaría los 3.000 millones, la mayor cifra de la historia.

El presupuesto municipal para 2020 aprobado inicialmente en noviembre a propuesta del gobierno formado por BComú y PSC y gracias a la abstención de ERC es de 2.971,3 millones, con una inversión de 549,9 millones.

CONVERSACIONES FLUIDAS ENTRE ERC Y GOBIERNO LOCAL

La portavoz municipal de ERC, Elisenda Alamany, ha contado este viernes en una rueda de prensa que los republicanos han puesto sobre la mesa las cifras que desean "que este presupuesto tenga" y ha indicado que las conversaciones son "fluidas" pero que aún no tienen "garantías" para poder dar el visto bueno a las cuentas municipales.

También ha recalcado que los republicanos descartan "un acuerdo rápido", porque pretende "concreción" y garantías de una relación bilateral" para que "el acuerdo no se olvide y sea solo puntual".

MÁS FISCALIZACIÓN

Alemany ha precisado que ERC quiere mecanismos para fiscalizar cómo y en qué se gasta el presupuesto y que éste vaya destinado a los ejes que los republicanos creen necesarios para hacer avanzar la ciudad.