ARCHIVADO EN:

La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, ha repartido culpas y responsabilidades entre los partidos de la oposición municipal y el resto de las administraciones públicas, mientras se ha otorgado medallas en casi todos los aspectos de la vida de la ciudad.

Según la alcaldesa, prácticamente ninguno de los conflictos que ha sufrido la ciudad en los casi cuatro años de mandato que lleva es responsabilidad del Gobierno municipal, que ha hecho un excelente trabajo pese a la actitud del resto de las administraciones.

En una entrevista en Betevé, Ada Colau ha empezado afirmando que está convencida de que revalidará la alcaldía ya que que “todos tenemos mucha ilusión por consolidar el cambio. Y eso que nos ha tocado un periodo dificilísimo”. Respecto a la marcha de algunos de los pesos pesados de su equipo, Colau ha quitado hierro diciendo: “A Pisarello le enviamos a Europa a llevar el municipalismo. Laia Ortiz seguirá trabajando por la ciudad”. Y respecto a Gala Pin, que está estudiando la posibilidad de no seguir, ha dicho: “Es la mejor regidora de Ciutat Vella que ha tenido nunca esta ciudad. Y su presencia en la lista no depende de mi ni de ella. Somos mucha gente que hacemos un proceso”.

NO HAY ACUERDO CON ERC

Respecto a su su partido ya tiene un acuerdo con ERC para después de las elecciones, Colau lo ha negado y ha asegurado que en este asunto “no hay nada oculto. Pero un acuerdo de gobierno se hace con quien tienes más coincidencia programática”.

Además, se las ha arreglado para darle la 'vuelta a la tortilla' en el asunto del barómetro de la ciudad en el que el 60 % de los ciudadanos aseguraba que Barcelona había empeorado durante su mandato. “Pero en ese mismo barómetro, los ciudadanos valoraron a todas las administraciones y dijeron que la que la mejor valorada era el Ayuntamiento. Y, además, el 60 % opinaba que creían que la situación iba a mejorar”.

MÁS MOSSOS

Cuando ha tocado hablar de seguridad, Colau ha elogiado el trabajo de su gobierno en la ciudad y ha culpado a la Generalitat de los problemas existentes. “No se ven Mossos d'Esquadra por la calle y de eso se quejan los vecinos. Todos los alcaldes de Catalunya piden más mossos”. Y ha repetido el discurso de que “Barcelona, en términos generales, es una ciudad segura, aunque tengamos problemas específicos. Los robos y el narcotráfico son los más graves, pero el Ayuntamiento es la administración que está a la altura. El tema del narcotráfico en el Raval está mucho más controlado ahora y la mayoría de las detenciones las hace la Guàrdia Urbana ya que faltan mossos”.

Respecto a si repetiría como máxima responsable de seguridad del Ayuntamiento en un posible mandato futuro, ha asegurado que “me lo replantearía, aunque espero gobernar con más regidores y lo lógico sería que hubiera un regidor de seguridad”.

También se ha referido al tema de la vivienda diciendo que “Barcelona es un referente en todo el estado y no hay ninguna administración que el Ayuntamiento que haga más por la vivienda”, acusando a la Generalitat y al Estado de no destinar los recursos necesarios para este tema.

VENTA ILEGAL

Por lo que hace referencia al tema de los manteros, la responsabilidad final es, según la alcaldesa, de la Generalitat. “Nos preocupa y nos ocupa. Trabajamos con la Guárdia Urbana, los mossos y la Policía Portuaria y se hacen decomisos constantemente. La venta ilegal no está permitida y se actúa. Pero se ha de cambiar la ley para que estas personas puedan tener una salida. Nosotros actuamos, pero la Generalitat no hace planes de ocupación”.

Tras referirse al asunto del barco Open Arms, que ha aprovechado para criticar a Jaume Collboni, al Estado y a la Unión Europea, Ada Colau ha hablado de las opciones que estudió el Mobile World Congress por la situación política en Catalunya. Colau ha dejado entrever que la causa de esa opción fueron lo ocurrido el 1 de octubre: “A cualquier gran empresa le preocupa la situación política después de las cargas del 1 de octubre”, y ha insinuado que las afirmaciones de John Hofman han sido provocadas por lo periodistas ya que “en la rueda de prensa le han hecho muchas preguntas sobre el tema y al final ha dicho que en el momento más crítico si se estudió un plan B. Pero Hoffman ha reconocido que el Mobile le debe todo a Barcelona y no se plantea irse. Es una alianza que nadie ha puesto en cuestión”.

DERRUMBE DE MONTJUÏC

En cuanto al asunto del derrumbe de los nichos en el cementerio de Montjuïc, la alcaldesa ha asegurado que “me sabe muy mal por las familias, pero me consta que se ha hecho una buena gestión y se ha hecho una gran inversión. Pero es un trabajo muy largo y debemos confiar en que se hace de manera muy cuidadosa. Hay que tener en cuenta que hay restos de muchos años y que es difícil localizar a los parientes”.

 

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.