ARCHIVADO EN:

Escofet 1886, empresa centenaria de pavimentos, elementos arquitectónicos y mobiliario urbano de Barcelona, ha donado al Museo del Diseño de la capital catalana su archivo histórico y objetos emblemáticos de la compañía, ha informado el museo este jueves en un comunicado.

Entre las piezas que ha recibido el centro destacan las trepas para realizar el pavimento hidráulico conocido popularmente como el llangardaix (el lagarto), diseñado por el arquitecto Lluís Domènech i Montaner y colocado, entre otros lugares, en la Casa Lleó Morera.

También se incluyen algunas de las baldosas y moldes para la realización de la fachada de la sede de Escofet en la Ronda de Sant Pere, hoy patrimonio de la ciudad y diseñada por Josep Pascó; o el molde de la baldosa hexagonal de Gaudí que hay en el paseo de Gràcia.

PIONEROS

Del archivo, destaca la serie de catálogos comerciales de la empresa, "una de las más completas e interesantes" del Centro de Documentación del Museo, según el propio centro. Esta obra permite hacer un recorrido por la producción de la compañía desde finales del siglo XIX a las últimas décadas del siglo XX.

Escofet fue pionera tanto en el campo técnico como en el del diseño desde sus orígenes, incluyendo en su catálogo de productos diseños de arquitectos como Antoni Gaudí, Montaner, Toyo Ito, Jorn Utzon, Albert Viaplana o Helio Piñón, y diseñadores como Gemma Bernal, Josep Lluscà o Miguel y Gonzalo Milá, entre otros.

La empresa ha dejado huella en múltiples espacios de Barcelona: desde la anilla olímpica de Federico Correa y Alfonso Milá (1992), a la aplicación en el paseo de Gràcia de la baldosa hexagonal de Gaudí (1997) con el relieve invertido respecto al original, a fin de mejorar la resistencia frente al desgaste derivado del uso cotidiano.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.