Ada Colau ha participado este miércoles en el tradicional acto que cada enero el alcalde o alcaldesa de Barcelona celebra desde 1983 con los periodistas catalanes. L'alcaldessa respon se ha celebrado este año de forma telemática desde el Col·legi de Periodistes de Catalunya. Buena parte de la charla que ha compartido con el decano del colegio de periodistas, Joan Maria Morros, se ha centrado en los efectos de la pandemia, aunque también ha abordado otros temas de actualidad como la construcción del Hermitage en la Nueva Bocana del Port de Barcelona, la crisis económica y la creciente presencia de personas sintecho en las calles de Barcelona.

Sobre el Hermitage, Colau ha reiterado que la posición del Ayuntamiento es "crítica", aunque ha reconocido que el diálogo con el Port de Barcelona sigue abierto. "El Hermitage es una franquicia, con un fondo especulativo detrás", para después añadir que el proyecto ya ha fracasado en otras ciudades, como Amsterdam. "Estamos en curso de resolver las alegaciones del Port. Las recibirán muy pronto", ha dicho la primera edil de Barcelona, que ha invitado al puerto a buscar una alternativa. "Tenemos que buscar mejores inversiones para el Port", ya sean culturales o vinculadas a la economía azul. La alcaldesa ha dicho que el consistorio debe colaborar con el puerto, pero ha criticado que la presencia municipal en el consejo de administración del Port es "testimonial".

SITUACIÓN SANITARIA EN BARCELONA

Según Colau, los datos de la pandemia en Barcelona apuntan a una cierta estabilidad de los contagios. "La situación es grave. Los profesionales están muy agotados. Tenemos una esperanza, que es la vacunación. Se alargará durante meses. Se tiene que garantizar que haya vacunas suficientes para hacer todo el plan de vacunación. Nos preocupa más la segunda fase de la vacuna porque tiene que llegar a más gente. Tendrá que haber una muy buena planificación. Es comprensible que la gente esté cansada, pero no nos podemos relajar". Sobre la posibilidad de avanzar el toque de queda y el confinamiento municipal, Colau ha dicho que no alimentará polémicas y que ella se vacunará cuando la autoridad sanitaria se lo diga.

Colau ha explicado que Fira de Barcelona está trabajando para que se pueda recuperar la actividad de las ferias y congresos de forma segura. La idea es reabrir con Alimentaria en mayo y que en junio se pueda hacer el Mobile. Según Colau, los organizadores de estos eventos no saben cuál será la situación de la pandemia en cada país en primavera ni cómo estarán los planes de vacunación, lo que puede afectar a la asistencia a estas ferias. "Probablemente no serán tan mayoritarias como otros años", ha subrayado Colau.

3.000 TERRAZAS EN LA VÍA PÚBLICA

Para Colau, la puesta en marcha de más de 3.000 terrazas en la vía pública ha permitido "salvar miles de puestos de trabajo en el sector de restauración". La alcaldesa ha dicho que todas las administraciones tienen que ir de la mano para luchar contra la crisis económica y que nadie que tenía un negocio que funcionaba antes del coronavirus tenga que cerrar. Sin embargo, Colau ha precisado que la economía ya estaba envuelta, antes de la pandemia, en una transformación hacia un modelo más tecnológico y sostenible con la que se debe continuar.

La edil ha explicado que se está trabajando desde el ámbito público y privado por un turismo más sostenible y para rederigir a los visitantes, una vez se haya superado la pandemia, hacia el mundo cultural. Para Colau, la cultura tiene que ser una salida de la crisis para el ámbito turístico. La primera edil de la ciudad ha recordado que cuando llegó a la alcaldía había un "descontrol absoluto" con los pisos turísticos ilegales. "Todo el mundo ha ido viendo que para que sea una actividad de futuro se tenía que poner orden". 

El decano del colegio de periodistas ha mencionado una encuesta de Arrels Fundació, hecha pública este miércoles, que dice que uno de cada cuatro sintechos de Barcelona ha llegado a la calle con la pandemia. Al respecto, Colau ha dicho que Barcelona es la ciudad estatal con más inversión social y ha recordado que actualmente el Ayuntamiento destina 45 millones de euros en la atención social a las personas sinhogar. 

REGULAR LOS ALQUILERES

"Estamos alojando a personas que tienen trabajo pero que no se pueden pagar una casa", ha subrayado la líder de Barcelona, que ha vuelto a reclamar la necesidad de regular los alquileres. Colau ha criticado también la Ley de Extranjería, una ley que causa "exclusión social" y que impide trabajar a numerosas personas que llegan a Cataluña y España.

Colau no ha sabido responder cuántas llaves ha entregado en vivienda pública el Ayuntamiento de Barcelona -eso sí, ha dicho que en estos momentos se están construyendo 2.000- y ha quitado hierro a la okupación de primeras viviendas. Para Colau, es una tipología de okupación que se da puntualmente, pero es de la opinión que en la mayoría de casos los pisos que se okupan están vacíos y son de bancos o de grandes tenedores. 

Preguntada por Crónica Global sobre por qué se mantienen las subvenciones al Observatori Desc, una cantera de Barcelona en Comú, Colau ha dicho que las ayudas municipales a esta entidad ya vienen de antes de la llegada de ella a la alcaldía y ha asegurado que todas las subvenciones se ajustan a la normativa.  

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.