ARCHIVADO EN:

Este lunes arranca el curso escolar para la gran mayoría de estudiantes de Barcelona, pero con alguna excepción. Más de 170.000 alumnos están llamados a las aulas para empezar el curso más atípico, pero una escuela de la ciudad tendrá que esperar dos días más para abrir sus puertas.

Es el caso del centro 9 Graons, ubicado en el Eixample, que este 14 de septiembre subirá la persiana sólo para que los alumnos de P3 hagan la adaptación. El resto de niños se irán incorporando progresivamente y para ellos el curso escolar comenzará oficialmente el miércoles.

"CADA AÑO LA ESCUELA ESTÁ EN OBRAS"

Esta escuela es de nueva creación y actualmente cuenta con 200 alumnos. A medida que pasen los cursos la escuela irá creciendo, pero las familias del centro aseguran que hay “poco compromiso” por parte del Consorcio de Educación de Barcelona.

Miembros de la Asociación de Familias de Alumnos critican que cada verano el centro está en obras y que, por lo tanto, no se pueden realizar los casals de verano o las actividades extraescolares.

MEDIDAS DE SEGURIDAD

Padres del centro explican que los estudiantes del centro 9 Graons tendrán que convivir este curso con las obras y añaden que “no sabemos que medidas de seguridad tomarán. No sabemos si los operarios se lavarán las manos o si pasarán cerca de nuestros niños”.

Las quejas también se trasladan al exterior del centro. Hay zonas señalizadas con vallas para que los alumnos ganen espacio público pero todavía no se han hecho todas las actuaciones pertinentes para pacificar el entorno, como ya se ha hecho en otros centros, critican las familias de la escuela del Eixample.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.