Barcelona ha acogido una nueva prueba del torneo clasificatorio de la Firts Lego League, una competición en la que los alumnos de escuelas, institutos y centros robóticos de la ciudad y su área metropolitana muestran sus creaciones. Los robots deben superar una serie de pruebas, dependiendo de cada categoría.

La competición se ha celebrado en la Escuela de Ingeniería de Barcelona Este (EEBE), en el campus Diagonal-Besòs, y ha convocado a 14 equipos, con un centenar de alumnos. Han sido estos los que han tenido que diseñar, construir y programar el robot durante el curso escolar, que finalmente ha tenido que enseñar sus capacidades y competir con otros robots.

Una vez en la prueba, el robot debe mostrar sus habilidades y superar una serie de pruebas. Según su nivel de habilidad, en cada prueba se otorga una puntuación y, finalmente, se establece una clasificación. El ganador final acudirá el próximo mes de marzo a las pruebas finales para toda España que se disputarán en Tenerife.

PREMIADOS

El ganador absoluto ha sido el equipo White Raven JdA, del Institut Joan d'Austria, del distrito de Sant Martí, que ha obtenido el primer premio de la Fundació Scentia, lo que le permitirá viajar a la gran final española que se disputara en Tenerife.

Otros proyectos premiados han sido el de la Escola Alexandre Galí, de Cornellà de Llobregat, que se ha llevado el premio Lego Robotics; el premio a la Emprendeduría ha sido para la Escola Catalunua SAB, de Sant Adrià del Besos; el equipo del centro Jesuítas de Sarrià se ha llevado el premio al Comportamiento del Robot y el del Diseño del Robot; el premio Airbus al Proyecto Científico ha sido para la escuela de educación infantil y primaria FEDAC de Montcada i Rexach; el instituto Manuel Vázquez Montalbán, de Sant Adrià del Besos, el premio a los Valores First Lego League, mientras que el Global Innovation Awards ha sido para el Instituto Torrent de Santa Coloma.