Manuel Valls ha aprovechado el día de la Mujer Trabajadora para anunciar los nombres de algunas de las mujeres que coparán varios de los primeros puestos de su lista electoral. El más esperado era el número 2, que será Mari Luz Guilarte, actual diputada de Ciudadanos en el Parlament de Catalunya. El nombre de Guilarte no figuraba en ninguna quiniela.

Guilarte es experta en relaciones internacionales y economía. Valls ha dicho de ella que junto a Corbacho y otros de los nombres que le acompañarán representan una plataforma plural con idelogías diversas. Valls no ha dudado en definirse como "feminista" y la diputada de Ciudadanos en el Parlament ha defendido un "feminismo inclusivo". 

La diputada ha agradecido a Valls su confianza para formar parte de una "lista ganadora" y ha recordado que Barcelona con Ada Colau ha perdido la Agencia Europea del Medicamento (EMA según las siglas inglesas) y "ha puesto en riesgo otros acontecimientos como el Mobile", por lo que se proponen recuperar "Barcelona de los años tristes a manos del populismo".

La semana pasada, durante la presentación de Celestino Corbacho como número tres, Valls aseguró que la número dos de su lista sería una mujer representante de uno de los distritos con más problemas sociales y de exclusión de la ciudad. Fuentes de la candidatura de Valls han explicado que Guilarte nació en el Vall d'Hebron, en el distrito de Horta-Guinardó, y que actualmente vive en Les Corts "donde está muy vinculada". La persona elegida no parece responder al perfil anunciado por el exprimer ministro francés.

PARERA: "VALLS ES LA ÉLITE DE LOS CANDIDATOS"

En la línea del discurso de Valls de presentar una plataforma plural, se entiende que de 4 haya elegido a la exsenadora por Unió Eva Parera, nombre que ya se había filtrado horas antes de la rueda de prensa. Parera, que también ejercerá de portavoz, es hija del exgerente del Barça, Anton Parera, y actualmente es consejera del Consell Audiovisual de Catalunya, cargo que se verá obligada a dejar, e integrante de Units per Avançar, partido que abandonará después de que anunciar su incorporación a la lista de Valls.

Parera ha justificado su apoyo a Valls "porque representa mejor que nadie la posibilidad de cambio en Barcelona", tras "años de desgobierno con Colau", algo que si se vota al PSC ha señalado que puede repetirse. "El PSC puede volver a investir a Colau". Para la representante de Units per Avançar, antes de Valls el "cambio solo lo planteaba el independentismo" y ha defendido el pacto entre diferentes ideologías, "si es para gobernar para la gente". "Valls no es el candidato de las élites, es la élite de los candidatos".

UNA CONSEJERA DE CIUTAT MERIDIANA, DE 8

Los números que se han presentado son el dos, el cuatro y el ocho. La seis tendrá que esperar. En cambio, de ocho Valls ha anunciado a una vecina de Ciutat Meridiana, el barrio más pobre de la ciudad, Noemí Martín. Tiene 30 años y es consejera de distrito de Ciutadans en Nou Barris. Totalmente desconocida en el ámbito político municipal, en el que casi no tiene experiencia, el exprimer ministro francés busca con este fichaje ganar votos en un distrito castigado por la pobreza, que será decisivo en las elecciones de mayo.

Martín ha denunciado la inseguridad que se vive en su barrio. "Hay mafias que campan a sus anchas y ocupan pisos de forma ilegal" y ha lamentado que "los jóvenes tengan que dejar la ciudad por falta de trabajo". Se ha presentado como graduada en turismo y ha asegurado que trabajará para hacer de Barcelona una ciudad segura y potenciar el comercio de proximidad.

Valls ha revelado que contará con actuales regidores de Ciutadans para su lista, aunque por ahora no se ha anunciado a ninguno de los miembros del partido que trabajan en la plaza Sant Jaume. Según el exprimer ministros francés, "todo está muy abierto", pero lo que sí que tiene claro es que quiere "el equipo de los mejores".

DISCURSO FEMINISTA DE VALLS

Valls se ha declarado feminista en el acto que ha realizado este viernes en el Hotel Cotton House de Barcelona coincidiendo con el Día Internacional de la Mujer y la huelga feminista programada a lo largo de toda la jornada.  El alcaldable ha denunciado que existen "muchas violencias contra las mujeres", por lo que ha pedido hacer "juntos una nueva Barcelona, la Barcelona de la igualdad".

En esta línea, ha ofrecido todo su apoyo a Montserrat del Toro, la secretaria judicial que participó en el registro del 20-S en la conselleria de Economía, de la que ha dicho que ha sido atacada por dar su testimonio y ha lamentado que haya sufrido insultos sexistas. El mismo apoyo ha ofrecido también al exdelegado del Gobierno del PP en Catalunya, Enric Millo, y ha defendido una "apuesta clara por la tolerancia".