Alberto Fernández Díaz en la sede de Metrópoli Abierta / M.A.S.
Alberto Fernández Díaz en la sede de Metrópoli Abierta / M.A.S.

“Colau rompe todo lo que toca”

Fernández Díaz, el líder del PP en Barcelona, recuerda que la izquierda “privatizó los servicios básicos”

Guardar
LLUÍS REGÀS / JORDI SUBIRANA

Las elecciones municipales de 2019 ya están en el horizonte de Barcelona con más dudas que certezas. Parece claro que el futuro gobierno local estará muy fraccionado en unas elecciones de difícil pronóstico. Los primeros sondeos no son muy favorables al PP y su líder, Alberto Fernández Diaz, podría dar un paso al lado tras muchos años en el consistorio. Este miércoles ha visitado la nueva redacción de Metrópoli Abierta y ha recalcado que Barcelona está mucho peor ahora que hace tres años. La suya es una de las voces más críticas con el gobierno de Ada Colau.

“Colau rompe todo lo que toca. Tocó la vivienda y el turismo y ambos problemas se han agravado desde 2015. La vivienda se ha disparado, los alquileres son insostenibles y la vivienda social es testimonial, sin haber finalizado un solo piso que su gobierno comenzó a construir. Y su gestión del turismo perjudica a todos por igual, a los vecinos y a los emprendedores porque pone muchas trabas y no promociona Barcelona”, denuncia Fernández Díaz, muy crítico también con “la inseguridad” de la ciudad.

El líder del PP considera que Barcelona debe restablecer “la confianza público-privada” porque “ese apoyo recíproco genera empleo, atrae inversiones y permite una mejor gestión de los servicios esenciales”. “Colau, en cambio, ha optado por poner trabas y por la ruptura, con un discurso obsoleto de remunicipalizaciones, obviando que la izquierda, paradójicamente, privatizó esos servicios”, añade.

MÁS ACTIVISTA QUE ALCALDESA

Fernández Díaz también pide “políticas sociales efectivas” a Colau, a quien define como “más activista que alcaldesa”. Del actual gobierno asegura que solo trascenderá “la gesticulación permanente y estéril” y la “confrontación” entre barceloneses. “Sus políticas sociales solo han beneficiado y contentado a los suyos, a las entidades escoradas a la izquierda más extrema”, recalca el líder barcelonés del PP, molesto también con la “cochefobia que practica el actual gobierno municipal, con una política de movilidad caduca”.

La crisis de Cementiris de Barcelona, la pérdida de la EMA y, sobre todo, “la gestión de la propia ciudad” son, para Fernández Díaz, los grandes fiascos de un gobierno municipal “más alejado de los barrios” y “ausente en la prestación de servicios”. “Me sorprende que digan que quieren abaratar el precio de los entierros y me preguntó por qué no lo ha hecho antes Iniciativa si lleva 35 años mandando”, insiste el político conservador, tras recordar que Cementiris de Barcelona (empresa municipal) tiene un “beneficio anual de dos millones de euros”.

Alberto Fernández Díaz en la sede de Metrópoli Abierta / M.A.S.
Alberto Fernández Díaz en la sede de Metrópoli Abierta / P. A.

El líder del PP, por otra parte, lamenta la permisividad de Colau con los manteros y denuncia que la alcaldesa se ha gastado “800.000 euros en 40 planes de empleo para los manteros, 1,1 millones en el sindicato de manteros y 1,3 millones para la cooperativa de chatarreros”.

La campaña electoral para las municipales de 2019 ya ha empezado y se intensificará tras las vacaciones estivales. Fernández Díaz opina que “el mapa electoral está totalmente desdibujado”, admite que el “actual momento político es complicado” para su partido y sentencia que “sin el PP, no puede haber un cambio real en Barcelona”. Curiosamente, no descarta ningún pacto con el resto de formaciones políticas, con la excepción de la CUP y los comunes.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.