ARCHIVADO EN:

Médicos del Hospital del Sagrat Cor, del Grupo Quirón, se instalarán esta semana en la iglesia de Santa Anna, en el distrito de Ciutat Vella, para a atender a las personas sintecho. Las visitas se iniciarán este lunes y se prolongarán hasta el domingo 24 de febrero con el objetivo de hacer un historial clínico y de cada caso y vincularlo al sistema público de salud.

Las visitas contarán con especialistas en dermatología, enfermedades infecciosas, salud mental, podología y medicina interna. Los médicos iniciarán los reconocimientos este lunes a las 12.00 horas, mientras que el resto de días el servicio funcionará entre las 09.00 y las 18.00 horas.

20 AÑOS MENOS

Según Arrels Fundació, una persona que duerme en las calles de Barcelona acorta la vida unos 20 años. La mayoría de los sintecho de la ciudad son hombres y cuando mueren tienen una media de 59 años. Un 25,1% de las personas que están en la calle sufren enfermedades crónicas, cifra que aumenta hasta el 46% en el caso de las que dicen tener problemas de salud. Y más de la mitad del colectivo, un 52,5%, no dispone de tarjeta sanitaria o dice no saber que existe.

Según el último recuento de sintecho, hecho el pasado mes de mayo, en Barcelona hay 3.591 personas que no tienen casa. La cifra es la suma del número de sintecho que duermen en las calles de la ciudad (956) y en equipamientos públicos y de entidades sociales (2.099), y la gente que pernocta en asentamientos irregulares (536, la media del primer trimestre de 2018).

La regidora de Ciutadans, Marilén Barceló, ha aplaudido la iniciativa del Hospital del Sagrat Cor y la iglesia de Santa Anna, y ha apuntado las necesidades de este colectivo: una mayor flexibilidad en los horarios de comedores y servicios de higiene, estar en el sistema de Salud, aumentar las plazas residenciales todo el año y no solo en la operación frío, más ayudas y programas de inserción y ayudas para el transporte.