El Ayuntamiento de Barcelona, la Dirección General de Tráfico (DGT) y distintas empresas han firmado este lunes un convenio por el que se comprometen a incorporar más vehículos de sus flotas al proyecto Autonomous Ready, destinado a reducir los siniestros mediante la implantación de dispositivos de ayuda a la conducción.

El consistorio barcelonés y la DGT, impulsores de la iniciativa, quieren lograr 700 vehículos con sistemas de ayuda a la conducción en 2020 y 5.000 para 2022.

IDEA DE BASE DE DATOS

En la firma del convenio han participado diferentes personalidades. Entre ellas, el director de la DGT, Pere Navarro, la concejal de Movilidad, Rosa Alarcón, y el director de Mobileye (empresa proveedora de la tecnología) en la región Europa Oriente Medio y África, Gil Ayalon. También lo han hecho representantes de las compañías adheridas como Correos, Endesa, Ferrovial o Seur.

Además de mejorar la seguridad de los ocupantes de los coches, estos sistemas también recopilan datos de la ciudad para detectar puntos de riesgo en la infraestructura viaria de la ciudad.

TMB TAMBIÉN SE SUMA

Actualmente, en Barcelona ya hay unos 300 vehículos de este tipo que han mapeado 45.000 kilómetros de la ciudad, han alertado de 668 potenciales colisiones de vehículos contra peatones y ciclistas y han predicho el 80 % de los posibles errores del conductor.

La concejal ha señalado que la flota de autobuses de TMB ya cuenta con 85 vehículos con esta tecnología, que próximamente 105 la incorporarán y que los nuevos que se vayan construyendo también vendrán monitorizados con estos sistemas.

MINIMIZAR EL ERROR HUMANO

Navarro ha indicado que "Barcelona es la ciudad ideal para implementar esta prueba de vehículo conectado" porque es "un referente en movilidad". El director de la DGT ha destacado que los responsables públicos tienen que garantizar una movilidad de las personas "segura y para ello la tecnología es un apoyo fundamental". Y, para él, esta tecnología implantada en los vehículos "evita o minimiza el error humano y protege al vulnerable".

Por su parte, Alarcón ha hecho hincapié en el compromiso del consistorio para lograr los 0 muertos y 0 heridos graves en la ciudad, y ha señalado que las nuevas tecnologías son un "aliado" para "construir una ciudad más amable para las personas donde la prioridad la tenga el peatón".