La crisis del coronavirus pasa factura a la hostelería de Barcelona. Desde pequeños bares hasta grandes hoteles de la ciudad están viendo como la pandemia les ha obligado a cerrar y, a su vez, a perder ingresos de una forma abrumadora. 

En este caso, el interiorista Jaime Beriestain se ha visto obligado a traspasar su emblemática tienda-restaurante por el Covid-19. El diseñador anunció el lunes a través de su cuenta de Instagram que el establecimiento ubicado en el número 167 de la calle Pau Claris bajaba su persiana.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Interesados contactar a shop@beriestain.com

Una publicación compartida de Jaime Beriestain Concept Store (@jaimeberiestain) el

CAÍDA DE VENTAS DEL 40%

La cafetería de Jaime Beriestain era uno de los puntos de encuentro de los vecinos de Barcelona gracias a su propuesta gastronómica pero, sobre todo, por el interiorismo del local, que el mismo propietario definía como “su casa” 

El empresario ha asegurado que el declive del local barcelonés se inició el 1 de octubre de 2017, cuando sufrió una caída de ventas del 40% y que el negocio nunca volvió a remontar, según avanza Expansión. “El concept store no volverá a abrir sus puertas”, señaló. 

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.