Situación de lo más surrealista la que se vivió este lunes en el barrio del Sant Andreu del Palomar, en Barcelona. Cuatro individuos atracaron de forma violenta a una pareja en un cajero del Santander cuando se disponían a hacer un importante ingreso de dinero que traían en metálico en su cuenta bancaria de forma presencial en una sucursal del banco cántabro (70.000 euros, concretamente). 

Aunque, tras el robo, los ladrones acabaron perdiendo parte del dinero porque se les rompió la bolsa con la que llevaban el botín. Finalmente, éstos huyeron y los Mossos d'Esquadra han abierto una investigación para encontrar a los autores de los hechos. 

TODO SUCEDIÓ MUY RÁPIDO

Según informa este jueves La Vanguardia, todo empezó cuando un matrimonio de Barcelona se dirigía a una sucursal de dicho banco. ubicada en el número 53 del paseo de Torras i Bages, a realizar el ingreso en efectivo de 70.000 euros de la recaudación de un negocio de la mujer. La pareja acababa de descender de su vehículo, estacionado cerca del lugar del robo, cuando se les abalanzaron con violencia cuatro hombres, alguno de ellos empuñando un arma de fuego. 

Lo que está claro es que los asaltantes tenían información previa de que se llevaría a cabo ese ingreso del dinero porque no dudaron en ir directamente a la bolsa. Durante el forcejeo y la huida de los cuatro atracadores, la bolsa con el dinero se debió de abrir o romper, de ahí que los billetes volasen por los aires. Los ladrones escaparon del lugar en un coche plateado del que algunos testigos pudieron anotar la matrícula.

 

Los Mossos d’Esquadra investigan el robo violento, y, tras observar las primeras diligencias, se decidió que estuviese liderada por el área de investigación criminal de la región de Barcelona.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.