ARCHIVADO EN:

Nou Barris es un distrito alejado del mar y, en ocasiones, los vecinos no lo tienen fácil para desplazarse hasta el frente marítimo. Sin embargo, coincidiendo con la llegada de julio y un año más, la plaza de Àngel Pestaña, en el barrio de la Prosperitat, se convertirá de nuevo en una playa urbana: la Prospe Beach. 

A lo largo de la última semana, los operarios han estado trabajando para dejar la playa lista. Unos 30 camiones han llenado la plaza con unas 40 toneladas de arena para que uno de los centros neurálgicos de la Prospe se convierta en una delicia para los más pequeños y sus familias.

Las actividades se iniciarán el 4 de julio con los casales de verano, de lunes a viernes, y las competiciones de voley-playa y de tenis playa, los fines de semana. Los partidos de voley se han convertido en un atractivo para los vecinos con decenas de participantes y de personas que siguen los torneos con gran interés.

AGUA PARA REFRESCARSE

Con temperaturas que sobrepasan los 30ª en Barcelona en julio, es obligado refrescarse. La plaza cuenta con fuentes que hacen las delicias de los niños del barrio, y la organización y el Ayuntamiento llena el espacio con piscinas y una carpa con aspersores.

La Prospe Beach lleva 23 años en funcionamiento. Es un proyecto compartido entre el casal de jóvenes de la Prosperitat y el casal de barrio. Durante los años de la crisis, la plaza no se llenó de arena por los recortes. El objetivo no es otro que proporcionar un espacio deportivo y lúdico en una de las zonas con una renta más baja de la ciudad. 

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.