La Mina Grott, en Vallvidrera / INMA SANTOS
La Mina Grott, en Vallvidrera / INMA SANTOS

La Mina Grott, un tren de recreo de Sarrià a Vallvidrera

Se construyó como canalización de agua, pero a principios del siglo XX se transformó en un carrilet de pasajeros

Guardar
Periodista

En el camino que lleva al pantano de Vallvidrera, camuflada entre la vegetación, una reja cierra el acceso a una oscura gruta. Actualmente no es más que una galería en mal estado por donde pasa un conducto de agua que va de Barcelona a Sant Cugat del Vallès. Pero ese pequeño túnel esconde en su interior viejos recuerdos de tiempos mejores en los que llegó a ser una auténtica atracción-espectáculo.

Conocido como la Mina Grott, es un túnel, de casi 1,5 kilómetros, con dos entradas: la que puede verse en la imagen y una segunda, situada junto a las vías del Funicular de Vallvidrera. Construido por la Sociedad Campaña y Cia. en 1855, su función era llevar agua del pantano de Vallvidrera hasta el antiguo municipio de Sarrià.

SEGUNDA VIDA

A principios del siglo XX, tras caer en desuso, a Carles F.Montañés se le ocurrió una idea con la que darle al túnel una segunda vida. Este ingeniero de la compañía de tranvías presentó un proyecto que proponía la construcción de una vía de 60 centímetros y la ampliación de la sección del túnel para hacer pasar por él un trenecito que llevara a los barceloneses hasta la zona del pantano, donde estaba previsto abrir un parque de ocio.

La idea se hizo realidad el 13 de junio de 1908 con el viaje inaugural del tren, un vagón eléctrico con capacidad para una treintena de pasajeros. El túnel estaba iluminado con 80 bombillas de diferentes colores que, con las filtraciones de agua, producían efectos en las paredes de la mina.

EL PARQUE DE ATRACCIONES

El parque de atracciones del Tibidabo y la empresa explotadora del tren de Sarrià vieron en seguida un gran competidor en este tren e hicieron cuanto estuvo en sus manos para que dejara de funcionar. Les costó menos de un año lograrlo: a principios de 1909, la instalación dejó de prestar servicio, hasta echar el cierre definitivo en 1916. Años después, recuperó su función original, la de transportar agua, aunque en sentido inverso al recorrido inicial, de Barcelona a Sant Cugat.

--

Descubre más curiosidades y rincones de Barcelona en la cuenta de Instagram @inmasantosherrera [link directo]

 

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.