El Museo de Ciencias Naturales de Barcelona acoge, hasta el próximo 10 de noviembre, la exposición Somos naturaleza, un recorrido que se divide en siete ámbitos y que pretende influir en el visitante acerca de la función y la importancia de la biodiversidad en la calidad de vida de la sociedad. La muestra pretende concienciar acerca de la idea de que el planeta está habitado por millones de especies y que, pese a que la humana es la más desarrollada, son muchas las que dependen de su acción directa. 

Uno de los objetivos que persigue Somos Naturaleza es el de concienciar al visitante acerca de su papel dentro del concepto de biodiversidad, así como la posibilidad de actuar en pro de su conservación en dos direcciones: tanto colectiva como indivualmente.

EL IMPACTO HUMANO DE LA BIODIVERSIDAD

En Somos naturaleza, el visitante se ve envuelto en una serie de experiencias que escenifican la importancia que juega la naturaleza en el equilibrio del planeta. De ella depende una gran cantidad de factores: desde la calidad del agua que se consume, hasta los alimentos y el resto de productos que cuentan con alguno de sus componentes con orígenes en la naturaleza del planeta. 

La exposición recoge la necesidad de tomar conciencia de lo que muchos expertos ya tildan bajo el nombre de "la sexta gran extinción". Por medio de la acción humana, cada vez son más los ecosistemas que están comenzando a necesitar de un cambio drástico de comportamiento para su correcta conservación. Las consecuencias de un mal mantenimiento de la biodiversidad son impredecibles. Sin embargo, todas van en una misma dirección, la pérdida de la calidad de vida de la sociedad.

SIETE ESCENARIOS

El recorrido de la exposición se divide en siete espacios bien diferenciados que pretenden incidir en el impacto de la sociedad en el planeta, así como en la importancia de la perseveración de la biodiversidad. Además, en algunos de ellos se insta a la participación de las personas en iniciativas para promover la concienciación con el medio ambiente.