No hay mejor manera de conocer de la belleza que transmite la Ciudad Condal que viéndola desde las alturas. Pese a que para hacerlo son muchos los que recurren a las terrazas de los hoteles, la ciudad alberga una gran cantidad de espacios que hacen posible disfrutar de una nueva perspectiva de la ciudad.

Iniciamos un recorrido por los principales miradores gratuitos para conocer la esencia de Barcelona desde un marco incomparable, ya que proporcionan a sus visitantes las panorámicas menos populares de la capital catalana. 

LOS BÚNKERES DEL CARMEL

El Carmel es uno de los barrios más alejados del centro de BarcelonaY también, uno de los que se sitúa a más altura sobre el nivel del mar. Esto hace que, desde sus calles, se puedan presenciar múltiples instantáneas irrepetibles. 

Sin embargo, si hay un lugar en el que esta experiencia es aún mayor es en los Búnkeres del Carmel. Una vista de 360 grados de toda la ciudad en un entorno privilegiado. Además, y debido a que la zona no está bien comunicada con el centro, todavía no se encuentra masificada de turistas. Uno de los momentos del día más recomendados para disfrutar de su belleza es la puesta de sol. 

EL MIRADOR DE JOAN SALES

Muy próximo al Park Güell se encuentra el mirador de Joan Sales, uno de los novelistas catalanes más importantes de la historia de la literatura. Su acceso es muy sencillo, ya que está perfectamente comunicado con el resto de la ciudad. Además, cuenta con una entrada desde el propio parque, lo que lo hace todavía más accesible. 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

#miradorvirolai #miradorjoansales #barcelona

Una publicación compartida de Raquel Vallejo Agelet (@rvagelet) el

Como la mayoría de personas se decantan por el mirador del Park Güell, el de Joan Sales es la excusa perfecta para presenciar unas vistas inigualables en un entorno muy tranquilo. Una oportunidad perfecta para conocer Barcelona en todo su esplendor. 

MUSEO NACIONAL DE ARTE DE CATALUÑA

Las vistas que ofrece son muy diferentes a las anteriores. Y es que el Museo Nacional de Arte de Cataluña no se encuentra inmerso en plena naturaleza. Sin embargo, es una alternativa única para presenciar el tamaño y la importancia de Plaza España, así como de sus alrededores.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida de GrAbBaG (@grabbagkr) el

Pese a que hay una zona de pago desde la terraza del propio edificio, las vistas que se pueden presenciar desde su mirador principal son suficientes para disfrutar de un paisaje en un marco incomparable.