El arquitecto Tiberi Sabater proyectó el Palau Marcet, construido entre 1887 y 1890 en la confluencia de Gran Via con el paseo de Gracia, como residencia personal de Frederic Marcet, empresario y político conservador. Tras la muerte del magnate, en 1935, el empresario Josep Maria Padró decidió apostar por la cultura y propuso reconvertir el palacio en teatro. Sin embargo, el proyecto no tiró adelante debido a la guerra civil y no se retomó hasta el final del conflicto. El arquitecto Josep Rodríguez Lloveras se encargó de la remodelación y, en abril de 1941, el Teatro de la Comedia levantó el telón. ‘Aves y pájaros’, de Jacinto Benavente, inauguró el cartel. Sólo la fachada del edificio se mantuvo en pie, ya que el interior fue derribado y las dimensiones, ampliadas.

En origen se proyectó como un edificio a cuatro vientos con jardines alrededor. Consta de planta baja, principal y un piso de bajo cubierta. Destaca la fachada en chaflán y con tres tramos de muro diferenciados a través de pilastras con sillares de piedra. El estilo clasicista se pone de relieve en todos los elementos decorativos (arcos, molduras, capiteles corintios....) y también en el frontón triangular que corona la fachada del chaflán.

RECONVERSIÓN

A finales de los años 50, con el cine en pleno apogeo, los propietarios decidieron reconvertir el teatro en cine para sacarle más rentabilidad al negocio. Al sector teatral se le torció el gesto, se manifestó y presentó su queja a Porcioles, entonces alcalde. De poco sirvió: el nuevo cine Comedia llenó la sala el 19 de diciembre de 1960 con la proyección del ‘thriller’ Un grito en la niebla. La tercera reconversión llegó en los años 90, cuando el cine Comedia pasó a ser un multisalas.

Y después llegó la crisis que llevó al sector del cine a ingresar en la UCI. Así fue como, en  junio de 2015, el multisalas presentó un proyecto de recuperación in extremis, apadrinado por Ramon Colom y Joan Lluís Goas. El objetivo era rehabilitar el edificio para convertirlo en un gran espacio polivalente de teatro, música, cine y restauración. Sin la luz verde definitiva por parte de los dueños del edificio y sin financiación... ahí sigue el Comedia, recordando viejos tiempos y esperando otros mejores.

--

Descubre más curiosidades y rincones de Barcelona en la cuenta de Instagram @inmasantosherrera [link directo]

 

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.