ARCHIVADO EN:

La nadadora barcelonesa Ona Carbonell ha anunciado este sábados su decisión de retirarse temporalmente de la competición. Después de su éxito en los últimos mundiales de natación, la deportista, de 29 años, renuncia a la próxima cita olímpica, los Juegos de Tokio 2020, para centrarse en su familia y ser madre.

MÁS DEDICACIÓN A LA FAMILIA

A través de un comunicado, Carbonell ha asegurado que “tras toda una vida dedicada casi íntegramente al deporte, en la que la natación ha ocupado holgadamente el primer lugar en la lista de prioridades, siento que ahora debo poner todas mis energías de forma prioritaria en una parte de mi vida que demasiadas veces he tenido que dejar de lado. Aunque el momento pueda sorprender, hay diversos factores relacionados con mi familia cercana que me empujan a ello. Quiero dedicar más tiempo a mi familia, que siempre está a mi lado, cuidarla como se merece y también ampliarla”, ha explicado.

La nadadora de sincronizada sumó en Corea, con sus dos platas en solo libre y técnico y el bronce por equipos, 23 medallas en los mundiales lo que la convirtió en la mujer con más metales FINA y la tercera deportista con más galardones.

HONESTIDAD

”No os podéis ni imaginar -confiesa- lo que me cuesta dar este paso ahora, pero creo que tengo que ser honesta conmigo misma y, por supuesto, con mis entrenadoras y compañeras de selección, y aceptar que mi cabeza y corazón me piden más tiempo para mí y para mi familia”.

Carbonell termina su mensaje agradeciendo el "apoyo constante e incondicional" que le han prestado sus entrenadoras, compañeras y aficionados.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.