A lo largo de la historia de la literatura, tanto española como internacional, han sido muchos los escritores que han escogido a la ciudad de Barcelona como el escenario perfecto sobre el que desarrollar sus obras. La amplia oferta arquitectónica y cultural de la ciudad, unido al encanto que proporciona la capital catalana a sus visitantes, ha convertido a este lugar en un espacio único sobre el que desarrollar cualquier trama.

El casco antiguo ha sido una de las elecciones más comunes por la mayoría de los escritores. Sin embargo, no ha sido el único. A continuación, un recorrido por algunas de las obras más destacadas de literatura nacional e internacional.

Los mares del sur (Manuel Vázquez Montalbán)

Los mares del sur es una de las novelas más conocidas de toda la saga de Pepe Carvalho, la serie creada por el escritor Manuel Vázquez Montalbán. La historia ahonda sobre los interrogantes que provoca la aparición de un cadaver en uno de los distritos periféricos de la ciudad.

A partir de ahí, Montalbán sumerge al lector en su prosa, con una narrativa que se ha convertido en una de las más características de la historia de la literatura española. Además, queda descrita la Ciudad Condal con todo lujo de detalles a lo largo de los cientos de páginas de las que se compone la seria creada por el escritor. 

La plaça del Diamant (Mercè Rodoreda)

La plaça del Diamant ha sido una de las obras más conocidas de la escritora catalana Mercè Rodoreda. Fue escrita en el año 1962 y, desde entonces, se ha convertido en una de las novelas más queridas por los habitantes de la ciudad. Su éxito ha sido tal que se ha traducido a más de 40 idiomas, además de las diferentes adaptaciones al cine y a la televisión. 

La obra está ambientada en la Barcelona de la posguerra, por medio de la mirada de una mujer que conoce a su futuro marido en la plaza que lleva el nombre del libro. Colometa, su protagonista, se convertirá en una ama de casa resignada, contrariada y con muchas ganas de revertir su situación. 

Últimas tardes con Teresa (Juan Marsé)

Publicada en el año 1965, Últimas tardes con Teresa es otra de las obras más conocidas que escogieron a la Ciudad Condal como escenario perfecto sobre el que desarrollar la trama. La historia narra sobre lo complicado que es ascender socialmente en una sociedad como la catalana. Especialmente para alguien que vive en el barrio del Carmel, donde vive la protagonista de la obra.

Una de las grandes particularidades con las que cuenta la novela, y que la ha posicionado como una obra de culto para todos los habitantes de la ciudad, es que sus escenarios son reales. Así como los negocios, las calles y el resto de lugares que aparecen a lo largo de toda la obra. 

Vida privada (Josep Maria de Sagarra)

Continuando con una historia muy similar a la anterior, el escritor Josep Maria de Segarra analiza en Vida privada la realidad de la sociedad barcelonesa, por medio de una descripción de la ciudad de Barcelona a partir de las clases altas y bajas que tienen presencia en la ciudad. 

A través de su obra, el escritor explica lo que significa para una persona que está acostumbrada a vivir en la zona más alta de la ciudad, desplazarse hacia alguna de las calles que no tienen tanto renombre. En las que su estatus a nivel social puede quedar en entredicho. Sin duda, una de las recomendaciones más importantes para conocer a la perfección la naturaleza del comportamiento humano a nivel social.

La catedral del mar (Ildefonso Falcones)

La catedral del Mar, publicada en el año 2006, ya forma parte del Olimpo de la literatura ambientada en la ciudad de Barcelona. Por medio de una descripción de la capital catalana en su época medieval, el lector quedará sumergido en una historia de la que no será fácil escapar.

La catedral de Santa María del Mar es el escenario principal sobre el que versa toda la obra. Y que ayudará al lector a entender a la perfección la historia y el recorrido que ha disfrutado la ciudad.