Los artífices de La Mirinda (bar de la calle Xuclà con una terraza que seguro habéis pisado en algún momento tras dejar Pintor Fortuny o Los Toreros) acaban de inaugurar su segundo local también en Ciutat Vella. Cerca de la plaza Vila de Madrid (sí, la del Decathlon), una terraza cuidada invita a entrar a La Taverneta, un bistró que ha heredado nombre y propuesta actualizándola y elevando toque gourmet.

La nueva La Taverneta, con el lavado de cara realizado por Sara y el equipo de La Mirinda, se presenta pura, blanca, neutra, para centrar el interés sólo en boca y gusto. Con cocina abierta durante todo el día (y menú mediodía a 13 euros), La Taverneta ofrece una carta mediterránea con toques franceses, como la estética de bistro que presenta. Rillete de salmón con aguacate, cecina con frutas de temporada, medallones de foie gras mi-cuit o pechugas de pollo con cigalas asadas son algunas de las creaciones que aparecen listas para compartir, aunque nos quedamos con otros tres platos que se han convertido en must en las escasas tres semanas que lleva de rodaje el local. Son el tartar de buey al cuchillo, el arroz caldoso o el lomo de salmón a la plancha con salsa bearnesa. Entran por la vista, además, los calamares "negros" y en su tinta.

La carta se completa con sandwichs y hamburguesas (también vegetales) y un listado de referencias vinícolas eminentemente catalanes (como debe ser, la verdad) y a copas. A destacar la carta de gintonics y cócteles para el after work o la temprana noche más divertida. Es la multifuncionalidad de un bistró barcelonés.

El Gótico sabe de restauración. La Taverneta respeta historia manteniendo nombre de local pretérito, sólo “empujando” su cocina para adaptarse al gusto gourmet de una ciudad cada vez más gastronómica; por suerte. Gracias, gente.

Francesc Pujols, 3

La Taverneta, cerca de la plaza Vila de Madrid
1/1

La Taverneta, cerca de la plaza Vila de Madrid