ARCHIVADO EN:

Hubo un tiempo en que, si querías ser alguien en Barcelona, tenías que pasar por Rambla de Santa Mónica 18 (entonces 15-17). ¿Para qué? Pues para hacerte un retrato en el estudio fotográfico de los Napoleon (así, sin acento, para que tuviera un aire más francés). En 1852, el músico militar Antonio Fernández y su mujer, Anaïs Tiffon, pionera de la fotografía en España, fundaron la galería de retrato Napoleon en el número 15-17 (actualmente 18) de la Rambla de Santa Mònica, donde funcionó hasta 1933. 

El edificio, que actualmente acoge el Centre Esportiu Municipal Colom, se construyó después de la inauguración del estudio de fotografía, en 1893. Es uno de los pocos edificios o locales que acogieron este tipo de negocio y que se conservan en pie, aunque, por supuesto, el interior ha sido modificado en su totalidad. Ni galerías acristaladas, ni sales de retoque ni tampoco el jardín para los retratos a caballo o en coche... Nada, salvo recuerdos y una placa conmemorativa instalada en la entrada en marzo de 2011: “Aquí s’instal·là l’estudi dels fotògrafs Napoleon, anys 1852-1933 i es realitzà la primera projecció cinematogràfica a Barcelona, amb un aparell Lumière, el 10-12-1896”.

FOTÓGRAFOS REALES

Anaïs fue una de las primeras mujeres que hicieron daguerrotipos en España y siempre estuvo muy interesada por conocer los avances fotográficos y en aplicarlos. Cinco días después de la presentación pública del cinematógrafo de los hermanos Lumière en Cataluña, los Napoleon adquirieron el aparato y en 1896 obtuviesen la representación de la casa Lumière en Barcelona.

El tiempo y las reformas han borrado toda huella del que llegó a ser el estudio más importante de la ciudad y por donde pasaron personalidades importantes no solo de la ciudad sino de fuera de ella: políticos, militares, autoridades eclesiásticas, actores, cantantes, arquitectos y, sí, también nobles y reyes como Isabel II y Alfonso XII. El éxito de la firma hizo que surgieran sucursales regentadas por los hijos del matrimonio en Madrid (1880), en la plaza del Àngel de Barcelona (1896) y en Palma de Mallorca (1907). Los Napoleon fueron reconocidos con títulos como el de fotógrafos reales a partir de 1875.

DOS ESCAPARATES

Paseando por la calle de Ferran, al pasar por delante de la iglesia de Sant Jaume, un buen amigo me explicó un día que, antiguamente, había dos escaparates flanqueando la puerta de entrada al templo donde colgaban sus trabajos de fotografía los estudios Napoleon. Allí se concentraban los barceloneses que paseaban por esta vía a ponerse al día y ver cómo eran y cómo vestían los personajes más famosos de la época, como quien se sienta en la peluquería a leer la revista Hola o se pone delante de la tele a ver desfilar a las estrellas por la alfombra roja en los Oscar. Y allí fue donde se me despertó la curiosidad.

Sí, la foto no vale mucho… ¡Pero la historia merecía la pena!

--

Descubre más curiosidades y rincones de Barcelona en la cuenta de Instagram @inmasantosherrera [link directo]

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.