Dónde: CaixaForum Barcelona. Av. Ferrer i Guàrdia, 6-8.

Cuándo: del 21 de febrero hasta el 26 de mayo de 2019.

Precio: 5 euros.

“Max Beckmann es mejor que Matisse o Picasso. Su arte representa el espíritu del siglo XX: dramático, duro e innovador”. Así lo ha afirmado el historiador Tomás Llorens en referencia al artista alemán que en 1937 huyó de Alemania, amenazado por el odio de Adolf Hitler y del nazismo.

Beckmann no regresó jamás a su país natal, su destierro le llevó a Holanda y a distintas ciudades de Estados Unidos, como Nueva York, donde murió en 1950. Estar en el exilio marcó la pintura de este artista expresionista, hoy considerado uno de los más importantes del siglo pasado. Su obra puede admirarse desde este jueves en una gran exposición organizada en el CaixaForum.

49 OBRAS DE BECKMANN EN BCN

Tras ser exhibidas con éxito en el Museo Nacional Thyssen-Bornemisza, en Madrid, un total de 49 obras del artista alemán --de entre las más de 200 que realizó a lo largo de su carrera-- llegan a Barcelona. Se trata de una visualización de una cuarta parte del legado artístico del pintor, poco conocido por el público.

Sociedad, París

La obra "Sociedad" es una de las más conocidas del artista

Además de las 49 pinturas, la exposición también recoge litografías y esculturas procedentes de museos y colecciones privadas de todo el mundo. Aunque el artista realizara diversos retratos y paisajes, su obra evoca la tragedia de ser desterrado de su país. En sus trazos no pasan desapercibidas las alegorías relacionadas con su huida ante la amenaza de peligro.

¿QUÉ SE PUEDE VER EN LA EXPOSICIÓN?

La muestra de Beckmann tiene tres etapas muy bien diferenciadas. La primera cubre los años anteriores a la Primera Guerra Mundial. La segunda revela una pintura más personal, fechada al final de la guerra, cuando el artista vivía en Frankfurt y era docente en la Escuela de Arte. En esta época sus obras fueron consideradas como “arte degenerado” por Adolf Hitler y el nazismo. Ante la amenaza, tuvo que marcharse, sin embargo, el artista empleó su pintura para denunciar las injusticias que tuvo que vivir, exhibidas en la última etapa de la exposición.

Esta última parte de la muestra reúne las obras realizadas por el artista una vez en el exilio, en Ámsterdam y Estados Unidos. Se trata de un entorno de paredes oscuras decoradas con máscaras que simulan la pérdida de la identidad, obras que muestran su vértigo hacia el modernismo y pinturas sobre el mar, que según Tomás Llorens, comisario de la exposición, son una metáfora al infinito. Asimismo, la última obra pintada por Beckmann, antes de sufrir un ataque al corazón, titulada Los argonautas, es una de las más relevantes que mostrará esta exposición.

autoretrato con copa de champán

'Autoretrato con copa de champán' es una obra pintada por el artista en 1919 

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.