ARCHIVADO EN:

El Gran Recapte del Banc dels Aliments de Catalunya ya está aquí. Se celebrará este viernes y sábado y contará con unos 3.000 puntos de recogida de alimentos en toda Cataluña. Además, la edición de este año viene con una novedad. Se ha puesto en marcha una campaña de recogida en los mercados municipales de Barcelona de producto de alto valor proteínico fresco y refrigerado a través de la adquisición de tiques por valor de 3 euros en las paradas.

Con los beneficios de estos tiques, las entidades de la iniciativa social cercanas a los mercados podrán comprar productos como pescado, huevos y carne. Se trata de una acción a la que se han sumado el mercado del Carmel, Horta, La Mercè, Estrella y Abacería.

SUSTITUIR LAS 'BAÑERAS'

La presencia de proteínas no es la única novedad de este año. También se pondrá en marcha una prueba piloto para sustituir las tradicionales 'bañeras' ­– contenedores de cartón – por sacos de tela reutilizables en la recogida de alimentos.

Más allá de la tradicional recogida en mercado y supermercados, también se podrán hacer donaciones de alimentos a través de la web del Gran Recapte y plataformas digitales de Amatller Origen, Bonpreu, Caprabo, Condis, Vimet y Ulabox.

"DAR VISIBILIDAD A LA CRONIFICACIÓN DE LA POBREZA"

En la rueda de prensa de presentación del Gran Recapte, la presidenta de la Federació Catalana del Bancs dels Aliments, Roser Brutau, y el director del Banc dels Aliments de Barcelona, Lluís Fatjó-Vilas, remarcaron la importancia del Gran Recapte para "dar visibilidad a la cronificación de la pobreza".

De acuerdo con el Idescat, la tasa de pobreza en Cataluña en 2018 es del 21,3% de la población, y la pobreza severa ha pasado del 5% al 6,5% entre 2017 y 2018.

La edición de 2018 del Gran Recapte recaudó 4.452.000 kilogramos – que representa el 21% del total de alimentos repartidos en lo que año –, participaron 1,8 millones de ciudadanos y hubo 28.313 voluntarios en 2.800 puntos de recorrido.