Fachada de la Casa Estapé del paseo de Sant Joan / INMA SANTOS
Fachada de la Casa Estapé del paseo de Sant Joan / INMA SANTOS

El altillo añadido sobre la casa Estapé

Una cúpula cubierta de tejas vidriadas y rematada con una cruz de hierro corona la última planta del número 6 de paseo de Sant, obra de Bernardí Martorell

Periodista
Actualizado: 03/05/2022 00:03 h.

Es uno de los elementos que más llaman la atención del edificio que ocupa el número 6 del paseo de Sant Joan: su cúpula. Cubierta de tejas vidriadas con forma de escamas de colores blanco y verde, y rematada por una cruz de hierro, su llamativa cúpula cubre un altillo que, por cierto, no estaba previsto en el proyecto inicial, diseñado por Bernardí Martorell. Fue un amigo, Jaume Bernados, también arquitecto, quien le pidió construir este añadido para instalar allí su taller de pintor.

Fachada de la casa Estapé / INMA SANTOS
Fachada de la casa Estapé / INMA SANTOS

ESTILO MODERNISTA

La Casa Estapé, también conocida como Enric Laplana (por su propietario), se construyó entre 1907 y 1909. Es de estilo modernista con claras influencias de arquitectos catalanes de la época y otros centroeuropeos, como los de la Sezession vieneses. Es un edificio entre medianas de planta baja formada por cinco aperturas con arcos escarzanos. Sobre esta base se levantan cinco alturas y el ático.

La primera planta está presidida por una enorme tribuna central de piedra formada por arcos polilobulados apoyados sobre columnas de estilo modernista. El resto de la fachada está decorada con esgrafiados de temática floral. Los balcones se sostienen sobre líneas de ladrillos girados alternativamente y reforzados con piezas cerámicas. También destacan las complejas rejas de forja de sus barandillas.

Cúpula de la Casa Estapé / INMA SANTOS
Cúpula de la Casa Estapé / INMA SANTOS

CÚPULA CON ARCOS DE MEDIO PUNTO

A partir del balcón corrido de la última planta, el revestimiento sustituye el estucado rojo por el ladrillo visto, también rojo. Remata el edificio un alféizar decorado con ladrillo y cerámica y un ático coronado por una cúpula, la misma que ha servido de punto de partida para esta publicación. Además de su revestimiento de cerámica, cabe destacar que está formada por una bóveda y cuatro paramentos con sus arcos de medio punto. En el paramento que da a la calle, se abre un ventanal con cinco óculos en torno a una insignia de cerámica con las iniciales J.H.S.

El interior del edificio cuenta con una rica decoración modernista, vitrales, lámparas y cerámicas. Entre estas decoraciones, destaca, por ejemplo, el arrimador del vestíbulo de entrada, decorado con un mosaico de baldosas de cerámica esmaltada.

--

Descubre más curiosidades y rincones de Barcelona en la cuenta de Instagram @inmasantosherrera [link directo]

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.