La Audiencia de Barcelona ha decretado que Oriol Pujol deberá cumplir la pena de dos años y medio que le fue impuesta por el caso de las ITV. El de CiU fué acusado de varios delitos: delito de tráfico de influencias, delito continuado de soborno y falsedad del documento mercantil, por eso el tribunal le da 10 días para entrar en el centro penitenciario.

La Fiscalia Anticorrupción pidió el ingreso "inmediato" de Pujol cuando en julio el ex número dos de Convergència Democràtica de Catalunya admitió que había cobrado comisiones ilegales.

Según ha informado el Tribunal Superior de Justicia de Catalunya, la magistrada de la sección 20 de la Audiencia de Barcelona ha desestimado la petición que hicieron el 10 de diciembre Oriol Pujol y su abogado, Xavier Melero. En esta pedían conmutar por trabajos en beneficio a la comunidad la pena de cárcel. 

Aunque la sentencia haya sido la del ingreso en prisión, es recurrible, lo que dejaría en suspenso la entrada en la cárcel del hijo menor del expresidente de la Generalitat Jordi Pujol hasta que esta fuese firme.