Sólo los médiums y los economistas son capaces de predecir el futuro (y no inmutarse cuando fallan estrepitosamente). Ante el día grande de los libros en Cataluña, nos atrevemos a jugar a Nostradamus y apuntar algunos títulos que seguramente bailarán en las listas de este 23 de abril. 

En el Sant Jordi de 2016 los libros más vendidos fueron La filla del capità Groc de Víctor Amela y La chica del tren de Paula Hawkins. Un autor barcelonés como Amela, con carisma, talento, que salía caricaturizado hasta en Crackovia y premiado con el Ramón Llull de Novela. Y una autora como Paula Hawkins, que llevaba ya un año vendiendo toneladas de ejemplares de La chica del tren.  Este año no hay dos perfiles tan ideales para erigirse en autores más vendidos, pero podemos hacer nuestra quiniela. 

  • Rosa de Cendra, Pilar Rahola (Planeta)

Es el Premi Ramón Llull de este año (como lo fue Amela el pasado y le fue muy bien). Tertuliana y ruidosa, aprovecha su tirón popular para colocar novela. Igual que Amela cae bien a todo el mundo, Rahola cae muy bien a unos y bastante peor a otros. Pero es un personaje con tirón mediático y como en Sant Jordi la firma o el selfie mandan más que la literatura, seguro que está en listas de más vendidos.

Pilar Rahola

  • La senyora Stendhal, Rafel Nadal (Columna)

Nadal ha encontrado su tono en el relato emocional y tras una larga trayectoria como periodista se ha consolidado como escritor. Esta historia de posguerra y crecimiento interior tiene todos los ingredientes para convertirse en un éxito de ventas.

Rafel Nadal

  • Quan arriba la penombra, Jaume Cabré (Proa)

El autor catalán más sólido de estos años. Regresa tras su poderosa novela Jo confesso con una reunión de relatos muy apetecibles. El relato no es el género estrella en nuestros territorios, pero Cabré es Cabré. Debería estar entre los libros potentes de Sant Jordi.

Jaume Cabré

  • El laberinto de los espíritus, Carlos Ruiz Zafón (Planeta)

Los más de tres meses de recorrido del último libro de Zafón hacen que llegue un poco desgastado a Sant Jordi y haya empezado a bajar en las listas de libros más vendidos en las últimas semanas, pero aun así va a remontar el 23 de abril. El cierre de su tetralogía de sombra, viento y Barcelona gótica es un regalo al lector siempre infalible.

Carlos Ruiz Zafón

  • Lo que te diré cuando te vuelva a ver, Albert Espinosa (Grijalbo)

El turrón El Almendro regresa a casa por Navidad y Espinosa lo hace por Sant Jordi. Cuenta más o menos siempre lo mismo, pero vende como churros. Este año probablemente le siga yendo muy bien.

Albert Espinosa

  • La magia de ser nosotros, Elisabet Benavent (Suma)

Ojo a este fenómeno de novela romántica de una autora experta en marketing on line –dato a tener en cuenta–, que ha tenido un éxito de ventas notable con libros anteriores. No ganará el premio Nobel, pero venderá muchos ejemplares.

Elisabet Benavent

  • Patria, Fernando Aramburu (Tusquets)

Es la gran novela en castellano del último año. Lleva ya bastantes semanas de recorrido, pero podría (y debería) ser uno de los libros potentes de este Sant Jordi. Es un libro no sólo impactante por la profunda mirada a lo que fueron los años del terror y el silencio en Euskadi sino por la calidad del relato.

Fernando Aramburu

  • Tierra de campos, David Trueba (Anagrama)

Una novela con encanto (y desencanto) que sitúa a David Trueba como uno de los narradores con mejor toque del momento.  Puede ser una de las sorpresas del Sant Jordi.

David Trueba

  • El monarca de las sombras, Javier Cercas (Mondadori)

Cercas es uno de los autores que se han consolidado ya como voz literaria influyente y autorizada. Este libro, con su toque polémico como no puede ser de otra manera en él, vuelve a situarnos en las paradojas y contradicciones de la guerra civil al indagar en la historia de un tío suyo falangista que murió en la Batalla del Ebro.

Javier Cercas

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.