ARCHIVADO EN:

Un grupo de científicos peruanos radicados en distintas ciudades europeas se han dado cita este miércoles en CaixaForum de Barcelona. Su objetivo principal es crear un espacio de encuentro y discusión de la ciencia desde Europa para apoyar a la comunidad científica en Perú. Ese espacio se llama Sinapsis, y es el tercero que se realiza en la capital catalana.

Este 24, 25 y 26 de octubre en CaixaForum de Barcelona --en Montjuïc-- se reúnen los profesionales de la ciencia para luego trasladar las conclusiones de las investigaciones a la comunidad peruana y a la científica en general. El cambio climático, la nanotecnología, las soluciones agrarias y alimentarias son algunas de las temáticas que se intentan resolver desde este grupo de expertos.

LA MOTIVACIÓN DE LA DIÁSPORA

“¿Por qué las diásporas venimos a estudiar a Europa?”, se pregunta la doctora Rosario Pastor, científica peruana y catedrática de la Universidad Politècnica de Catalunya (UPC). Antes de comenzar su ponencia, la científica evoca un estudio de una universidad suiza que analiza que “la inquietud” o las ansias de saber, no son suficientes para instalarse en otro país. Una tesis que se aplica no solo a los científicos peruanos, sino también a los colombianos, bolivianos, y todas las comunidades que emigran a estudiar a otros países.

“La misión de las diásporas es en un 30% conocer, otro 30% revertir la realidad en nuestros países de origen y el otro 30% la motivación es la de ser embajadores de lo que sabemos en el país que nos acoge”, explica Pastor. Y como las matemáticas no cuadran, asegura, “cada uno lo distribuye como quiere”.

IMPULSO A LA CIENCIA

En el inicio de las jornadas, el cónsul de Perú en Barcelona, Antonio García Revilla, ha asegurado que el Ministerio de Asuntos Exteriores de Perú “otorga la mayor importancia a la ciencia y a la tecnología”. El incentivo a estas áreas de conocimiento, según el cónsul, se debe a la relevancia que han cobrado en los últimos tiempos “problemas globales como el cambio climático que ya en Perú se vive, por ejemplo, con la pérdida de los glaciares”.

García Revilla destaca que las comunidades de científicos en el exterior ayudan a disminuir la brecha tecnológica existente en Perú y apuesta por “mantener la vinculación de la diáspora peruana e impulsar la repatriación de científicos”.