ARCHIVADO EN:

11.792 personas procedentes de Barcelona han abandonado Catalunya por falta de oportunidades laborales. Una emigración que se ha producido gradualmente desde el inicio de la crisis en 2008. En suma, 883.129 personas de todas nacionalidades han dejadony por la falta de probabilidades de encontrar un empleo. Solo en 2017, 16.226 personas emigraron al extranjero, según un estudio publicado por la Federación Internacional de Entidades Catalanas (FIEC).

Los destinos continentales principales de emigración de los catalanes en 2017, por continentes, fueron: la Unión Europea (8.040), América (5.423), el resto de Europa (1.336), Asia (765), África (327) y Oceanía (335).

Entre los países que más migrantes procedentes de Catalunya han recibido han sido Reino Unido, Francia, Alemania, EEUU, Ecuador, Suiza, Andorra, Colombia, Bélgica, México, Argentina, Holanda, Bolivia, Perú, Australia, República Dominicana, Chile, Brasil, China, Italia y Canadá; en este orden. En muchos casos, los países latinoamericanos han recibido a sus connaconales que han radicado durante años en algún municipio catalán. 

Catalunya fue la segunda Comunidad Autónoma emisora de emigración nacional en 2017 (era la tercera en 2011), después de Madrid, desde donde partieron al extranjero 17.350 personas en 2017.