Croacia ha controlado la primera parte del partido y Argentina se ha puesto las pilas en la segunda  pero no ha sido suficiente para frenar los tres goles que le han marcado a Willy Caballero.

El portero del Chelsea pasará a la historia de los mundiales con una de las selecciones favoritas que ha salido derrotada en su segundo encuentro del campeonato.

3-0 a favor de Croacia y a Argentina solo le queda la esperanza de un partido, el que jugará el día 26 contra Nigeria.

En el minuto 37’, Argentina casi celebra un gol pero el la alegría se ha quedado en un intento. Los aficionados del conjunto blanquiceleste se han llevado las manos a la cabeza en repetidas ocasiones mientras Croacia poseía el balón con diferencia.

Enzo Pérez, ha sido uno de los pocos jugadores más participativos en la primera parte. Mucho toque en el frontal del área contraria hasta el centro con el juego de Mascherano. Sin embargo, “esperábamos más de Messi pero no le hemos visto”, han comentado algunos de los más de ochenta aficionados que se han reunido en el bar del Casino de Barcelona para ver el partido. Una cita que prometía ser un gozo para los argentinos, ha terminado siendo un varapalo. Algunos aficionados han echado la culpa al árbitro uzbeco y otros, pese a tener una selección de grandes futbolistas internacionales, han hecho autocrítica: “no han destacado y Messi va muy perdido”.

En el descanso, la Asociación de Peñas y Filiales Argentinas de Barcelona (APYFAB) ha convocado a algunos periodistas deportivos para intercambiar opiniones con el público.

Miembros de APYFAB y periodistas deportivos en el Casino de Barcelona durante el encuentro Argentina va. Croacia / A.O.
Miembros de APYFAB y periodistas deportivos en el Casino de Barcelona / A.O. 

Al comienzo del segundo tiempo, los argentinos pican en la mesa, voltean sus camisetas de la selección y han vuelto a llevarse las manos a la cabeza tras el tiro fallido de Messi a portería.

Afición argentina en el partido Argentina vs. Croacia en Barcelona / A.O.
Afición argentina en el partido Argentina vs. Croacia en el Casino de Barcelona / A.O. 

Ha salido Pérez y ha entrado Divala, sube la esperanza de los argentinos que recibe otro golpe: Luka Modric marca el segundo tanto y Messi, cabizbajo recibe ‘muchas conchas’ de los aficionados. “Qué depresión”, ha gritado la afición argentina decepcionada. Minuto 90’ y el mundo ha visto a una Argentina irreconocible. Casi una debacle argentina histórica. Así, triste y rabiosa, se ha despedido su afición. Por contra, los croatas han salido orgullosos de haber ganado a una de las selecciones favoritas del Mundial.

 

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.