ARCHIVADO EN:

Tras anunciar este martes que aspiraría a la alcaldía de Barcelona, Manuel Valls ya ejerce de candidato. Este jueves ha asistido a RAC1 para analizar la actualidad de la ciudad y marcar algunas líneas maestras de su programa, del que no ha querido entrar en detalle.

Valls ha denunciado que no se puede permitir que los manteros ocupen la plaza de Catalunya o la zona del puerto. “No podemos aceptar esta ocupación del espacio público”, ha dicho para añadir que “ha de haber un papel importante de la Guàrdia Urbana”, porque “garantizar el uso del espacio público es básico. Eso no es racista”. Para el candidato a la alcaldía de Barcelona y exprimer ministro francés, “el orden y la seguridad son valores”.

Respuesta parecida ha dado cuando se le ha preguntado por los lazos amarillos. Valls ha negado que vaya a quitar este símbolo independentista de las calles, como han hecho Albert Riera o Inés Arrimadas, pero sí que su colocación en espacios públicos genera una “tensión palpable”.

PROBLEMA CON LA VIVIENDA

Otro de los grandes problemas de Barcelona, según Manuel Valls, es la vivienda. Ha reconocido que la solución no es fácil y ha apostado por ser imaginativos para “ganar este espacio en la ciudad”, algo que ha sugerido que puede llegar “por arriba”.

La vivienda, precisamente, ha señalado que es uno de “los grandes fracasos de Ada Colau”, ha quien ha asegurado respetar, pero con quien ha señalado que tienen progrsmas distintos.

MANIFESTACIÓN DE SCC

Valls ha explicado que la próxima semana renunciará a todos sus cargos políticos en Francia, donde todavía es diputado, para centrarse en el 'asalto' a Barcelona. La idea de presentarse a las elecciones partió de la primera manifestación organizada por Sociedad Civil Catalana (SCC) a la que acudió. Tras ver la buena acogida que su presencia tuvo en la marcha, “hubo gente de Barcelona, no de partidos, que me pidió que pensara lo de Barcelona”.

Al respecto de su candidatura, ha negado que sea el candidato de Ciudadanos y ha ironizado con que desde el PP, la diputada Dolors Montserrat le ha definido como socialista, y desde el PSC, Miquel Iceta la tacha de Ciudadano. “O soy el candidato socialista o el de Cs. Dolors Montserrat y Miquel Iceta se han de hablar”, ha añadido en referencia a su demanda de más diálogo entre los grandes partidos españoles.

UNA MUJER DE DOS

Valls, que se ha definido como “un político de izquierdas, vengo del socialismo francés, del republicanismo. Tengo mis principios, pero soy moderado”, ha abogado por hacer política desde la “moderación” y ha calificado a los “ismos -racismo, populismo...-” como sus enemigos.

Sin entrar a dar más detalles sobre su programa o su lista, sí que ha confirmado que la lista será paritaria “un hombre, una mujer, un hombre una mujer” y ha confirmado por lo tanto que su número 2 será una mujer.