Los Mossos d'Esquadra han contabilizado 19 denuncias por robos con violencia y 49 por hurtos a taxistas este año -desde enero hasta septiembre- en la ciudad de Barcelona.

Fuentes conocedoras han explicado a Europa Press que este lunes se han reunido Mossos y representantes de Élite Taxi ante la inseguridad que manifiesta el colectivo por los presuntos robos y agresiones sufridas en las últimas semanas y para pedir que se instalen cámaras de seguridad en los vehículos.

En relación a los robos con violencia a taxistas, en 2019 se contabilizaron un total de 51 denuncias, la cifra bajó a 24 en 2020 y este 2021 ya se han denunciado 19 casos.

Sobre los hurtos, los Mossos tuvieron constancia de 141 hurtos a taxistas de la ciudad en 2019; 74 en 2020, y este 2021 ya se han contado 49.

ÉLITE TAXI

Por su parte, el portavoz de Élite Taxi, Tito Álvarez, ha explicado a Europa Press que los Mossos están a favor de instalar cámaras en el interior de los taxis "siempre que se cumplan los requisitos de protección de datos", ya que refuerzan la seguridad.

"A ellos también les facilita mucho el trabajo cuando hay un robo o un hurto reconocer a la persona a través de las imágenes, pero la decisión final de instalar cámaras está en manos del Institut Metropolità del Taxi (Imet)", ha añadido.

Álvarez ha manifestado que a partir del 15 de noviembre los Mossos impartirán cursos de prevención exclusivos para los taxistas y que harán reuniones periódicas cada tres o cuatro meses con ellos para "ir valorando los avances".

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.