Agentes de la Guardia Urbana de Barcelona detuvieron este martes a un hombre en la Barceloneta por robar una bicicleta. El vehículo se encontraba aparcado en el interior de un bar y el hombre aprovechó el descuido de su dueño.

Tras el robo, dos policías iniciaron una persecución que terminó con el arresto del delincuente al que se le acusó de un delito de hurto.

CARTERISTAS

Hace pocos días, el 29 de julio, la urbana detuvo a un grupo de carteristas que habían robado una mochila​ a una turista en la playa. Los ladrones se delataron cuando hicieron gestos al conductor del taxi en el que viajaban para que evitara un control policial.

 

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.