Los Mossos d'Esquadra investigan la agresión de un vigilante de seguridad contra una mujer​ esta tarde en la estación de Sants de Barcelona. La policía ha abierto una investigación para identificar a los implicados aunque, de momento, no consta ninguna denuncia, según señalan fuentes de la policía catalana.

Poco después de la mala actuación del vigilante, Renfe ha despedido al trabajador. El Ayuntamiento trata el caso como una agresión transfóbica. "Hay que investigar esta agresión transfóbica. Mientras le agreden le chillan 'Cállese señor' para vejarla. Activamos protocolo y ponemos a disposición la Oficina No Discriminación para darle todo el apoyo jurídico y psicosocial a la mujer agredida", ha escrito el regidor de Derechos de Ciudadanía, Marc Serra.

REDUCCIÓN POLÉMICA

La cadena betevé ha podido gravar lo sucedido. Las imágenes muestran una polémica reducción por parte de los vigilantes contra una mujer. Primero, un vigilante inmoviliza por detrás a la mujer y, a continuación, tres agentes más la inmovilizan contra el suelo. Uno de los vigilantes golpea en repetidas ocasiones las piernas de la mujer, ya indefensa. "Mira lo que me ha hecho", grita a alguien señalando unas supuestas heridas provocadas por la mujer.

 

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.