ARCHIVADO EN:

Una de las mejores campañas publicitarias y más recordadas de las dos últimas décadas en la televisión española es la que luchaba contra la venta y consumo de pescado inmaduro. El eslogan: "pezqueñines no gracias, hay que dejarlos crecer".

La campaña tuvo mucho impacto, pero no ha evitado que siga existiendo la pesca ilegal de especies marinas sin desarrollarse. Este miércoles los Mossos d'Esquadra ha informado de que a principios de julio interceptaron 600 kilogramos de sardina de talla pequeña.

OPERACIÓN DE LOS MOSSOS

La intervención se produjo el pasado 6 de julio, a las 4 horas de la madrugada, cuando agentes de la Unitat Regional de Medi Ambient de Barcelona de los Mossos d'Esquadra avistaron una embarcación acercándose a la costa y descargaba el pescado en la Mar Bella, que era cargado para su transporte.

Peces intervenidos por los Mossos d'Esqudra / MOSSOS
Peces intervenidos por los Mossos d'Esqudra / MOSSOS

Tras parar el vehículo, los Mossos comprobaron de que se trataba de un pez inmaduro, un 'pezqueñín' según la campaña publicitaria, de una talla más pequeña de la autorizada para la pesca y comercialización.

MITAD DE TAMAÑO

Los peces interceptados medían la mitad, 5,8 cm, de lo permitido por la ley, 11 cm. El pescado intervenido se repartió posteriormente entre entidades públicas sin ánimo de lucro.

La operación se enmarca dentro de una campaña de los Mossos d'Esquadra para luchar contra esta práctica ilegal. Fruto de la operación, la embarcación que descargó el pescado ha quedado denunciada administrativamente por tenencia y comercialización de pescado inmaduro y pescado sin documentación.

Peces intervenidos por los Mossos d'Esqudra / MOSSOS
Peces intervenidos por los Mossos d'Esqudra / MOSSOS

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.