Un guardia civil enfrente de una de las dos casas registradas este martes en Cerdanyola / METRÓPOLI
Un guardia civil enfrente de una de las dos casas registradas este martes en Cerdanyola / METRÓPOLI

Lujo oculto en la casa de unos narcotraficantes de Cerdanyola

La Guardia Civil detiene a cuatro miembros de una familia relacionada con un grupo criminal organizado

Periodista
Actualizado: 07/02/2022 21:46 h.

Una veintena de guardia civiles ha invadido a primera hora de este martes una tranquila calle residencial de Cerdanyola del Vallès (Barcelona). El objetivo del dispositivo policial era una casa del barrio dels Gorgs, habitada por una familia presuntamente relacionada con un grupo criminal dedicado al tráfico de drogas.

"Parecía una película", comentaba un vecino aun impresionado por el operativo, cuatro horas después de la llegada de los agentes de la Unidad Central Operativo de la Guardia Civil (UCO). Desde una casa colindante en esta calle de viviendas adosadas, otro vecino ha escuchado carreras y algún grito, y ha bajado corriendo a la calle. "Al principio he pensado en un incendio". Cuando ha salido al exterior, los agentes le han pedido que regresara a su casa.

TRES MENORES

Los agentes han reventado la puerta sobre las 06.00 horas y han entrado en la residencia con armas largas. En el interior había dos mujeres –que han sido detenidas– y tres niños. En paralelo a este dispositivo y a la misma hora se han producido 14 entradas y registros en pisos y negocios de Barcelona, la mayoría ubicados en el barrio del Poble-sec. El operativo ha sido coordinado por un juzgado de Cádiz que investigaba una organización internacional de narcotraficantes desde hacía tiempo.

El dispositivo ha terminado 13 horas después de empezar, sobre las 19.00 horas con un balance de 17 detenidos (16 en Barcelona y Cerdanyola y 1 en Vigo, Galicia). Se trata de una de las mayores operaciones de la Guardia Civil contra el tráfico de drogas en la capital catalana. El grupo desmantelado este martes era un importante proveedor de hachís y cocaína de otros grupos de narcotraficante.

 

Dos de los detenidos (dos mujeres) se hallaban en una apacible barrio de Cerdanyola. Aquí vivía una familia desde finales de 2019 que pagaba el alquiler puntualmente, según ha podido saber Metrópoli. En la casa vivía el marido de una de ellas, que visitaba a su familia de manera ocasional, aunque no se encontraba en la residencia. Durante un tiempo, los vecinos vieron un coche de alta gama que salía de la vivienda valorado en unos 70.000 euros, comenta un vecino. 

Fuentes cercanas a la investigación explican que la familia llevaba un elevado ritmo de vida. En el interior –una casa más de una familia acomodada, limpia y ordenada– los agentes han encontrado ropa y colonias por valor de varios miles de euros. "Podrían vivir en Pedralbes perfectamente", comentan estas fuentes. 

DOS REGISTROS EN CERDANYOLA

La mayoría de detenidos son de origen marroquí. Algunos también tienen nacionalidad española y residían en el país desde hacía muchos años y vivían plenamente integrados. Otra decena de agentes de la UCO ha entrado en una segunda casa de Cerdanyola, cerca de la estación de la Renfe. Allí han detenido a otras dos personas más, un matrimonio con lazos familiares con las otras inquilinas detenidas.

Esta unidad familiar poseía un mínimo de tres negocios, uno de ellos la heladería Tropicana ubicada en la calle de Blai de Barcelona, otro objetivo de los agentes del instituto armado en el dispositivo de este martes. Los policías también han reventado el acceso de este local, en este caso una verja. En los alrededores de la avenida Paral·lel la Guardia Civil ha practicado, al menos, tres registros y más detenciones.

Guardia Civiles este martes en la calle de Sepúlveda durante el operativo antidroga / EFE
Guardia Civiles este martes en la calle de Sepúlveda durante el operativo antidroga / EFE

HORARIOS EXTRAÑOS

Una vecina señala a este medio que la heladería funcionaba desde el pasado verano. Se hicieron unas reformas, aunque el negocio abría sin un horario fijo. Las cámaras de televisión han captado el momento en que agentes de la UCO introducían a uno de los detenidos en la heladería, cuya verja ha quedado destrozada. 

La Guardia Civil se ha marcado un tanto en esta macrooperación al detener uno de los narcotraficantes más buscados​ por las policías europeas de varios países. Este hombre de origen marroquí empezó su actividad delictiva con el tráfico de hachís y contaba con logística y contactos que le permitían adquirir cocaína en Colombia, llevarla hasta el golfo de Guinea e introducirla en Europa, muchas veces usando la infraestructura de los clanes del Estrecho, como las narcolanchas.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.