A las 10 horas de este martes los Mossos d'Esquadra han recibido una llamada de una vecina del distrito de Gràcia: en la escalera de su efidicio había un bebé muerto yaciendo en el patio de luces. 

Tal como ha informado la policía autonómica a través de un comunicado, se han desplazado hasta el lugar de los hechos y han confirmado la muerte del pequeño.

La División de Investigación Criminal ha abierto una investigación para aclarar los hechos.

 

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.