ARCHIVADO EN:

La USIR, la nueva unidad policial de Santa Coloma de Gramenet, ha evitado esta semana un intento de okupación de un grupo de personas dispuestas a cultivar marihuana en un piso. Alertados por los vecinos, los agentes detectaron la okupación "en caliente" y detuvieron a una de las tres implicados que contaba con una orden de ingreso en prisión.

 Los agentes de la Unidad de Apoyo e Intervención Rápida identificaron a tres personas que se encontraban en el interior y que "aún no habían constituido un domicilio", según ha explicado la misma policía local de Santa Coloma en un comunicado en las redes sociales.

DELITO DE USURPACIÓN

Los okupas retiraron la plancha metálica que la propiedad había colocado para impedir nuevas okupaciones. La policía abrió diligencias penales por un presunto delito de usurpación de bienes inmuebles.

Una de las tres personas tenía pendiente una orden de búsqueda, detención e ingreso a prisión dictada por un juzgado penal de Barcelona. Al comprobarlo, los agentes detuvieron a esta persona y fue puesta a disposición del juez.

En el piso recuperado, los agentes observaron indicios que hacían pensar que había acogido un cultivo de marihuana y que, con la nueva okupación, los usurpadores tenían intención de reactivar.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.