Los Mossos d'Esquadra han detenido a un hombre de 28 años por un presunto delito de conducción temeraria al conducir bajo los efectos del alcohol y las drogas y provocar un accidente en Esplugues de Llobregat.

Los hechos sucedieron durante la madrugada del pasado viernes, cuando agentes de la policía catalana observaron en la B-23 un vehículo con tres ocupantes que adelantaba a gran velocidad, haciendo zigzag, sin señalizar y poniendo en peligro al resto de usuarios de la vía.

HUIDA

Los agentes intentaron que el conductor parase el vehículo, pero el arrestado dio un volantazo y huyó del lugar. Poco después, otros agentes hallaron el coche con las puertas abiertas y vacío, tras haber sufrido un accidente al chocar con diferentes elementos de la vía pública.

Gracias a la colaboración vecinal, los agentes hallaron a los tres ocupantes caminando por la calle en Esplugues y observaron la sintomatología que presentaba el conductor, que dio una tasa de 0,51 miligramos por litro en aire espirado y positivo en cannabis y anfetaminas.

Los Mossos detuvieron al conductor por presunta conducción temeraria y bajo los efectos del alcohol, pero quedó en libertad con cargos tras pasar a disposición judicial.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.