Un camello atropelló este jueves a un agente de la Guardia Urbana tras detectar que estaba trapicheando con droga en el interior de un vehículo. Los hechos tuvieron lugar en la calle de Piquer, en el barrio del Poble-sec.

Uno de los agentes, que iban de paisano, se puso delante del vehículo par detenerlo, pero el hombre aceleró y arrolló al policía. El guardia urbano estuvo unos 10 metros cogido en el capó con el coche en marcha.

LA BAJA POR HERIDAS LEVES

Finalmente, el agente pudo saltar del vehículo. Solo sufrió heridas leves, aunque ha tenido que coger la baja, confirmaron fuentes de Guardia Urbana.

Horas después del suceso, el individuo se entregó en una comisaría de la policía local barcelonesa, que lo puso en manos de los Mossos d'Esquadra.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.