El Plan de Actuación Municipal (PAM) de Ada Colau y Jaume Collboni ha sufrido un revés y, de momento, no sale adelante. Tres partidos de la oposición -ERC, JuntsxCat y Ciutadans- han votado en contra en la comisión de Presidencia de este jueves, mientras que los otros dos, Barcelona pel Canvi y PP, han hecho reserva de voto hasta el pleno.

El concejal de Presidencia del gobierno municipal, Jordi Martí Grau, ha explicado que el PAM se ha tenido que rehacer por la pandemia. El documento recoge las actuaciones que el ejecutivo local llevará a cabo durante el mandato. A punto de llegar a la mitad de la legislatura, el PAM no se ha aprobado, lo que dificultará enormemente que se pueda cumplir la mayor parte de él.   

IRONÍA DE JUNTSXCAT 

En la comisión de Presidencia, el concejal de JuntsxCat, Jordi Martí Galbís, ha ironizado con que si ERC, al que ha definido como el "socio preferente" del gobierno ha votado en contra, es que nadie se cree el PAM presentado por el gobierno de Colau y Collboni. Desde las filas republicanas, Jordi Coronas se ha mostrado más partidario de que, con la situación actual de crisis y emergencia, cada año se negocie el presupuesto. Y Ciutadans, directamente, no comparte la visión de ciudad que tienen comunes y socialistas.

En principio, el PAM se debatirá de nuevo en el pleno del próximo 26 de febrero. Si ERC, JuntsxCat y Ciutadans no cambian el sentido de voto, PSC y Barcelona en Comú necesitarán el apoyo de Josep Bou o de Manuel Valls y que el otro grupo se abstenga para sacarlo adelante. 

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.