ARCHIVADO EN:

El hartazgo de los vecinos de l'Hospitalet con los servicios de bicicletas compartidas es máximo. Las calles, plazas y parques del municipio se han convertido en el lugar de estacionamiento inesperado de esta tipología de vehículos, que se pueden localizar obstaculizando el paso en cualquier vía de la ciudad.

El reciente auge de motocicletas de sharing y de reparto de algunas empresas tampoco ayuda a mejorar la accesibilidad en la localidad, que cada vez se ve más trabada sin que se ofrezca una solución efectiva para acabar con el problema.

MOBIKE, PRINCIPAL SEÑALADA

El mayor enfrentamiento con los residentes se encuentra con la empresa Mobike. Pese a que la empresa aseguró que disponía de trabajadores "con dedicación exclusiva durante las 24 horas para la gestión de bicicletas", así como que éstas se retirarían "en menos de dos horas" en caso de mal estacionamiento, los residentes denuncian que esto no se cumple.

Así lo asegura Arturo Portela, presidente de la asociación hospitalense Sumem, que trabaja a favor de la accesibilidad en el espacio público del municipio. "Mobike hace lo que quiere, el Ayuntamiento le está dando cancha", denuncia, tras lo que afirma que la compañía "hace ver" que da soluciones pero a la práctica "no hace nada".

MAPA DE INCIDENCIAS

Hasta 14 entidades, cuatro asociaciones de vecinos y una federación que engloba a más de 130 entidades de personas con discapacidad se movilizaron para protestar de manera conjunta contra los problemas de accesibilidad que había generado el mal uso de las bicicletas de la compañía.

El colectivo, incluso, ha creado un mapa de incidencias en el que cualquier persona puede indicar la fecha, la hora y el lugar donde se ha encontrado el vehículo aparcado incorrectamente. Este plano ha conseguido reunir más de 500 avisos distintos.

Bicicleta de Mobike sobre una mesa de ping pong / @MISERY78
Bicicleta de Mobike sobre una mesa de ping pong / @MISERY78

PRUEBA PILOTO

Mobike inició una prueba piloto en l'Hospitalet en septiembre de 2018 que contó con diversas prórrogas y cuya fecha de caducidad llegará el próximo 31 de marzo. Tras ello, se celebrará un concurso público en el que la compañía podría resultar ganadora, lo que significaría que la presencia de los vehículos en espacios públicos se mantendría con un estacionamiento que, en múltiples ocasiones, acaba siendo incorrecto.

SERVICIOS DE 'SHARING' 

Pese a que el problema con esta compañía es mayoritario, las dificultades se hacen extensivas a los diferentes servicios de sharing que operan en la ciudad. En palabras de Portela, hay "bicicletas en aceras de cualquier tipo", un asunto que ha llegado hasta la Síndica de Greuges de l'Hospitalet, quien opinó que "no debería haber ninguna bicicleta en la acera".

El presidente de la asociación explica que "bicicletas y motos están siendo un despropósito", ya que también "quitan a los vecinos área de aparcamiento". En esta línea, se produjo una reunión con Pepe Castro, teniente de alcalde de Espacio Público, Urbanismo y Sostenibilidad, quien focalizó la importancia en el número de viajes que se realizan sobre los "cientos de personas a las que puede molestar". Sobre la posibilidad de crear un servicio de Bicing en el municipio, Castro argumentó que no sería posible debido a su elevado coste, de unos 2 millones de euros.

En esta línea, Portela critica la "unilateralidad" con la que el Ayuntamiento está tratando esta cuestión de accesibilidad ya que, segúna afirma, "no han consultado nada" a los vecinos.

Bicicletas aparcadas en la vía pública / SUMEM
Bicicletas aparcadas en la vía pública / SUMEM

'ABUSO'

Desde Sumem afirman que, independientemente de lo que suceda en marzo, seguirán luchando por conseguir una correcta accesibilidad en las calles de l'Hospitalet. "No vamos a estar quietos, esto es un abuso, no puede quedar así" anuncia Portela, que no deja de personificar la indignación de los vecinos con una problemática presente desde hace un año y medio.