La crónica de una muerte anunciada. Uber, que volvió a la ciudad en marzo de 2018 después de tres años de ausencia, se está despidiendo ya de sus clientes de Barcelona. Así se desprende de mensajes a los que ha tenido acceso Metrópoli Abierta este jueves. “Tenemos malas noticias. Ante las restricciones a las VTC aprobadas por la Generalitat de Catalunya, nos vemos obligados a suspender el servicio UberX”, lamentan.

Como efecto contagio, luego lo ha anunciado Cabify, aunque todavía no ha notificado los cambios a los usuarios de la app. En la misma tónica que otras veces, ha arremetido contra la regulación "que tiene como único objetivo la expulsión directa de la aplicación de Cabify y de sus empresas colaboradoras de Catalunya y Barcelona". "Destruyen por completo el marco en el que se venía trabajando y gracias al cual se han generado más de 3.000 puestos de trabajo", ha especificado.

De este modo, a partir del viernes 1 de febrero, dejarán de operar en Barcelona. En el comunicado remitido a su más de medio millón de clientes Uber ha agradecido la confianza de las personas y la labor de los trabajadores que “han dado un ejemplo de dignidad y profesionalidad incluso en los momentos más difíciles”. Esta decisión llega tras más de una semana conflictiva en la que tanto taxistas como otras licencias VTC ocuparon las calles de Barcelona.

REGULARÁN LOS VEHÍCULOS CON LICENCIA VTC

La Generalitat de Catalunya ha aprobado esta semana el decreto ley que regulará los vehículos con licencia VTC. Después de la reunión de su Consejo Ejecutivo, la portavoz Elsa Artadi y el consejero de Territori i Sostenibilidad, Damià Calvet, recordaron las medidas adoptadas, que ya se habían detallado con anterioridad y, de hecho, provocaron la huelga.

Establece, por ejemplo, que los vehículos VTC deberán fijar un periodo de precontratación de al menos 15 minutos, un tiempo que será ampliable hasta una hora en caso que los organismos competentes así lo considere. El Área Metropolitana de Barcelona (AMB), por ejemplo, apostaría por esta opción.

LAS VTC, SIN GEOLOCALIZACIÓN

Por otro lado, además del tiempo de precontratación mínima, el decreto ley introduce la supresión de la geolocalización y medidas para evitar que estos coches VTC se mantengan circulando vacíos. 

Los responsables de las plataformas VTC, agrupados en Unauto, lanzaron durísimas acusaciones contra el Govern. Además, anunciaron que exigirán indemnizaciones a la Generalitat por valor de 1.000 millones de euros. 

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.