El Gobierno ha comenzado a repartir este lunes 14,5 millones de mascarillas en más de 3.500 puntos de distribución de toda España para promover el uso de tapabocas en el transporte público colectivo, que es obligatorio desde hoy mismo.

Esta medida, anunciada el pasado sábado por el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, determina también que los trabajadores de los servicios de transporte que tengan contacto directo con los pasajeros también deberán ir provistos de mascarillas, así como tener acceso a soluciones hidroalcohólicas.

TODOS LOS USUARIOS DEL TRANSPORTE

La orden que ha entrado en vigor este mismo lunes establece la obligatoriedad de uso de mascarillas que cubran nariz y boca a todos los usuarios de los servicios de transporte público y colectivo, tanto terrestre, como autobús, taxi, VTC y ferrocarril, así como transporte aéreo y marítimo.

En el caso concreto de los transportes marítimos, el BOE detalla que los pasajeros de las embarcaciones y los buques no tendrán que llevar mascarilla mientras estén dentro de la cabina, pero si fuera de ella.

50% DE OCUPACIÓN

El Gobierno, además, dicta también que la capacidad del transporte público no podrá superar el 50% de los asientos disponibles. En cuanto a los pasajeros que viajen sentados, podrán ocupar como máximo la mitad de los asientos y la fila posterior al conductor deberá mantenerse vacía.

Los usuarios del metro, autobús, tren y tranvía que vayan de pie tendrán que respetar la ocupación de dos viajeros por metro cuadrado en las diferentes líneas.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.