ARCHIVADO EN:

Varapalo a Uber y primera victoria (aún por reafirmar) de los taxistas barceloneses. El Abogado general del Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TUE) ha dictaminado este jueves que la plataforma estadounidense es un servicio de transporte al que se puede exigir licencia y otras autorizaciones para prestar servicio en los Estados miembros.

Aunque las opiniones del abogado general no son vinculantes para el Tribunal Europeo, que dictará sentencia más adelante, en la mayoría de casos sus conclusiones coincide con el fallo definitivo, por lo que el gremio de taxistas ya celebra con cierta cautela la respuesta de la UE.

En sus conclusiones, el letrado Maciej Szpunar ha indicado que, a pesar de ser un "concepto innovador", Uber pertenece al ámbito del transporte y "no se beneficia del principio de libre prestación de servicios" que la normas comunitarias garantizan al campo de la Sociedad de la Información.

Entre las claves de la posición del abogado destaca que la plataforma digital controla los elementos económicos relevantes en el servicio de transporte urbano, desde los criterios que se imponen a los conductores, hasta la política de precios, pasando por compensaciones a los conductores que hagan más carreras o admitan más flexibilidad en sus tarifas.

Además, Szpunar descarta que Uber ofrezca un servicio de vehículo compartido, porque son los pasajeros los que deciden el destino y los conductores cobran un importe que "excede ampliamente" el mero reembolso de los gastos ocasionados.

'COMPETENCIA DESLEAL'

El tribunal con sede en Luxemburgo examina el litigio que enfrenta a Uber en los juzgados de Barcelona con Elite Taxi, que agrupa al gremio de taxistas en la capital catalana y que acusa a la marca estadounidense de competencia desleal por su servicio 'UberPop'.

En su examen de la situación, el Abogado general del TUE ha concluido que Uber "no cumple ninguno" de los requisitos para que un servicio mixto (con parte de su actividad vía electrónica y la otra no) sea incluido en el concepto de servicio de la Sociedad de la Información.

Ni son económicamente independientes los servicios que ofrece vía electrónica (la intermediación entre particulares del traslado en sí) ni el servicio principal se ofrece online. Y apunta que el servicio de puesta en contacto de pasajeros y conductores mediante la aplicación para teléfonos inteligentes es un elemento secundario.

El dictamen apunta que los conductores que circulan en el marco de la aplicación de Uber "no ejercen una actividad propia" que exista de manera independiente a la marca estadounidense y, de hecho, su prestación "únicamente puede existir" gracias a la plataforma, "sin la que no tendría ningún sentido".

Manifestación de taxistas en Barcelona / Archivo

SATISFACCIÓN ENTRE LOS TAXISTAS

El portavoz de Elite Taxi, Alberto Álvarez, se ha mostrado “satisfecho” aunque espera cauteloso la resolución final del TUE. Álvarez ha recordado la larga lucha del colectivo por demostrar “qué son realmente este tipo de aplicaciones que incumples las normas de transporte" y el esfuerzo que ha supuesto para los taxistas llegar hasta aquí.

"Pero esto no acaba aquí", ha remarcado Álvarez, que considera que “el trasfondo va más allá de Uber o Cabify” ya que la hasta hora falta de un marco normativo ha propiciado muchas plataformas en otros sectores. Desde Elite Taxi tienen claro que usarán todas las armas judiciales para poner fin a este tipo de aplicaciones y volverán a salir a la calle el próximo 30 de mayo en Madrid en la que el sector apunta que puede ser “la movilización más masiva de la historia del taxi”.

Además, ante el entusiasmo que se ha generado tras conocer el dictamen, Álvarez prevé que se sumen más taxistas y recuerda que, de momento, 230 coches ya han confirmado que saldrán de Barcelona rumbo a la capital. “Podemos llegar a llenar 500 coches solo desde Barcelna”, señala Álvarez.

SE ACABÓ LA BARRA LIBRE

En respuesta, SBC Abogados Asociados, el bufete que ha llevado la demanda judicial de Elite Taxi contra la plataforma estadounidense, ha celebrado la decisión del abogado general TUE afirmando que "la barra libre que pretendía Uber ha quedado automáticamente cerrada", ya que preven que la resolución del tribunal dicte que no pueden operar sin licencia, como ha apuntado el abogado Diego Salmerón.

La denuncia fecha de 2014, cuando el gremio de taxistas demandó a UberSpain aludiendo por el servicio 'UberPop', que ponía en contacto a conductores no profesionales con pasajeros. Sus abogados apostillaron entonces que ni la tecnológica ni los conductores tenían las licencias ni autorizaciones que exige la ley para ejercer como taxista.

Ante la situación de creciente crispación del colectivo, la abogada que ha llevado el caso, Montse Balagué, ha destacado que el dictamen del Abogado general del TUE tiene "una repercusión jurídica brutal". Salmerón ha valorado que esta decisión demuestra que Uber ejerce "competencia desleal" y tiene un impacto tremendo porque, al ser una empresa de transportes, se verá obligada a cumplir la normativa para este sector en el país.

"Hemos conseguido acreditar en Barcelona y Luxemburgo que la intermediación de Uber es para realizar un servicio de transporte", ha dicho la letrada, con lo que no puede acogerse al principio de libre prestación de servicios que la normas comunitarias garantizan al ámbito de la Sociedad de la Información. Para Salmerón, se ha "deshecho la fantasía de que todo es absolutamente virtual" en la actividad de Uber, tal y como ellos defendían.

Por su parte, la teniente de alcalde y regidora de Urbanismo, Janet Sanz, ha adelantado que los servicios jurídicos del Ayuntamiento ya están analizando la sentencia “para ver qué herramientas nos puede dar a la ciudad” y cuáles serán sus efectos en el caso concreto del sector en Barcelona. ​

'Tito' Álvarez junto a su taxi en el centro de Barcelona / XFDC

"PRECARIEDAD Y MISERIA"

Además, el abogado ha lamentado que Uber es "precariedad económica, miseria, gente con necesidades, gente mal pagada, gente que no tiene ningún tipo de prevención de derechos laborales, sin derechos laborales ni límite en la prestación de servicios".

En este sentido, Salmerón considera que la argumentación jurídica del informe "es perfectamente extrapolable a otras líneas de negocio desarrolladas por Uber y Cabify", aunque no ha querido avanzar futuras acciones legales.

UBER Y CABIFY RESPONDEN

Por su parte, Uber ha emitido un comunicado en el apunta que “ser considerados una empresa de transporte no cambiaría la operativa que actualmente tenemos en la mayoría de países de la Unión Europea”. La plataforma destaca que la decisión del letrado del TUE confirma “la necesidad de un cambio normativo para que millones de personas puedan acceder a una movilidad más asequible y sostenible”.

En la misma línea, en declaraciones a Metrópoli Abierta, el director manager de Cabify, Oriol Sanleandro Sanleandro, ha sostenido que “desde un principio miramos cuál es la legislación en un país y a partir de ahí operamos. Si vemos que no podemos operar, no nos planteamos entrar en ese país. Por lo cual, estamos muy tranquilos en ese sentido”. Además, Sanleandro ha reiterado que “no venimos a quitarles cuota de mercado sino que venimos a crear uno nuevo del que podamos disfrutar todos. Y también venimos a subir un poco los estándares de calidad”.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.