La prolongación de la L4 del metro, entre la estación de La Pau con la Sagrera echa a andar. La Generalitat acaba de licitar los estudios informativos y de impacto ambiental de 1,3 kilómetros, entre ellos 320 metros de nueva construcción, que empalmarán la cola de maniobras de la L4 de La Pau con la zona que da acceso a los talleres y a las cocheras del Triangle, y una nueva parada que se llamará Santander, en la Verneda

Ambos estudios costarán 242.000 euros. En principio cada uno de ellos deberá estar listo en un año. El proyecto final, que todavía tardará años en ser una realidad, contempla la apertura de tres nuevas estaciones entre La Pau y La Sagrera: Santander, la Sagrera-Alta Velocitat (con conexión con las líneas L9, L10, Renfe y AVE) y la Sagrera, que permitirá a los viajeros tomar las líneas L1, L5, Cercanías y R4).

MÁS PROLONGACIONES DE LÍNEAS, ENTRE ELLAS LA L9

La conexión de la L4 desde la Pau hasta la Sagrera forma parte de la ampliación de la red de metro incluido dentro del plan director de infraestructuras de la Autoritat del Transport Metropolità (ATM) entre los años 2021 y 2030. El proyecto estrella es la culminación del tramo central de la L9 con la previsión, si no hay nuevos retrasos, de que las estaciones del Guinardó, la Sagrera y Lesseps entren en funcionamiento en 2025.

Los planes de la ATM, además, prevén que la L1 se amplíe hasta Badalona y el Prat, la finalización de la L10 (con la puesta en marcha de la parada del Camp Nou en 2026), la ampliación de la L2 hacia la Zona Franca​ (con seis nuevas estaciones y el cierre de la estación de Paral·lel) y la llegada de la L3 hasta Sant Feliu de Llobregat.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.