El Servei Català de Trànsit informa este lunes de un accidente en la B-23 a la altura de Sant Feliu de Llobregat, que provoca retenciones para entrar en Barcelona.

El siniestro se ha producido a las 7:10h y ha obligado a cortar un carril, hecho que dificulta la circulación y provoca siete kilómetros de cola para los vehículos que se desplazan en dirección Barcelona y los que buscan en enlace con la A-2.

CIRCULACIÓN INTENSA EN TODAS LAS VÍAS

Además, la circulación es muy intensa en todas las vías de acceso para entrar y salir de la capital.

A las habituales retenciones en las rondas de Dalt y Litoral hay que añadir las colas que ya se producen en A-2, AP-7, C-17, C-58 y C-59.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.