Eva Parera junto con Manuel Valls, en el Ayuntamiento de Barcelona / TWITTER BARCELONA PEL CANVI
Eva Parera junto con Manuel Valls, en el Ayuntamiento de Barcelona / TWITTER BARCELONA PEL CANVI

Manuel Valls se queda (por ahora) en el Ayuntamiento de Barcelona

Eva Parera reconoce que el político galo mantiene contactos con Macron pero descarta cambios en el grupo municipal

Jordi Subirana
Periodista de Metrópoli Abierta
Actualizado: 15/03/2020 10:22 h.

Desde hace días -semanas, incluso- Manuel Valls es más noticia por sus apariciones en Francia que por su papel en el Ayuntamiento de Barcelona. El peso del grupo municipal lo lleva la regidora Eva Parera. Algunos medios de comunicación especulan con el posible regreso del exprimer ministro a la política francesa. Él mismo parece haber alimentado los rumores con su presencia en debates y entrevistas.

Recientemente, Valls decía en Le Monde: "No he roto con la política francesa... No excluyo nada, no sé cómo será el futuro". En Le Point, sentenciaba: "No hay otra alternativa que ayudar a Macron", el presidente de la República francesa para el que Valls ha tenido numerosas palabras de elogio.

Algunas informaciones sitúan a Valls de nuevo en el gobierno de Emmanuel Macron como ministro. Metrópoli Abierta se ha hecho eco de una información del periódico Libération que ve a Valls como ministro del Interior, un cargo que ya ocupó. Fuentes de su entorno, sin embargo, no creen que ser ministro del Interior sea el caramelo que desea Valls, que preferiría la cartera francesa de Exteriores.

SIN CAMBIOS, POR AHORA

Oficialmente, Parera reconoce un contacto fluido de Valls con Macron, pero descarta que vayan a producirse cambios en el grupo municipal de Barcelona pel Canvi, formado por Valls y ella misma, tras la ruptura con Ciutadans, en junio del año pasado, por apoyar la investidura de Ada Colau como alcaldesa.

La regidora añade que el partido todavía no ha decidido si se presentará a unas elecciones autonómicas en Cataluña, si finalmente se acaban convocando. De concretarse, Barcelona pel Canvi tendría que decidir si se presenta en solitario o con alguna otra formación y quién encabeza la candidatura.

MANTENER EL GRUPO MUNICIPAL

Fuentes municipales no contemplan que Parera abandone el Ayuntamiento en caso de concurrir a unas elecciones autonómicas y que, en caso de salir elegida diputada, mantendría también el acta de regidora.

Si Barcelona pel Canvi se queda solo con un regidor en el Ayuntamiento, perdería la condición de grupo municipal -lo que implica una clara reducción de las asignaciones económicas municipales- y la persona en cuestión pasaría a ser regidor no adscrito, como en el mandato anterior fueron Juanjo Puigcorbé o Gerard Ardanuy, tras salir de ERC y el PDeCAT, respectivamente.

En el caso de que sea Valls quien abandone el Ayuntamiento, la persona que le sustituiría sería Óscar Benítez, que iba de número siete en la lista de Barcelona pel Canvi-Ciutadans, que concurrió en las elecciones del 26 de mayo de 2019, y se ha mantenido fiel a Valls. Ahora es consejero en el distrito de Sant Martí. La entrada de Benítez permitiría a Barcelona pel Canvi mantener la condición de grupo municipal siempre que Parera también se quedara.

Sin embargo, el número ocho de aquella candidatura era Noemí Martín, de Ciutadans, con lo que si los concejales a sustituir fueran dos, Valls y Parera, una de las personas que sería nombrada edil sería Martín -ahora consejera de Ciutadans en Nou Barris-, que pasaría a engrosar las filas del partido naranja y Barcelona pel Canvi perdería la condición de grupo municipal. 

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.