Mariluz Guilarte, en el acto de Ciutadans en Palo Alto / CIUTADANS
Mariluz Guilarte, en el acto de Ciutadans en Palo Alto / CIUTADANS

Guilarte se postula como la alcaldable de Ciutadans, un "antídoto al 'colauismo"

La líder naranja aboga por sacar a Barcelona de la "quiebra y la decandencia" y apostar por un proyecto europeísta y liberal

Jordi Subirana
Periodista de Metrópoli Abierta
Actualizado: 13/05/2022 21:34 h.

A poco más de un año de las elecciones municipales, los posibles alcaldables se van colocando en los cajones de salida. Este viernes ha sido el turno de la regidora de Ciutadans, Mariluz Guilarte. La líder del partido naranja del Ayuntamiento tiene intención de presentarse a las primarias de su partido para los comicios barceloneses para ser la próxima candidata a la alcaldía y "un antídoto al colauismo". En 2019, Guilarte fue la número dos de la lista Barcelona pel Canvi-Ciutadans, que encabezó Manuel Valls. Ahora, Ciutadans, aseguró la edil en una reciente entrevista en Metrópoli, volará de nuevo en solitario.  

Guilarte, con el concejal Paco Sierra / CIUTADANS
Guilarte, con el concejal Paco Sierra / CIUTADANS
Acompañada del diputado en el Parlament y excandidato a la presidencia de la Generalitat, Carlos Carrizosa, Guilarte ha trazado en el recinto de Palo Alto del Poblenou la hoja de ruta de Ciutadans para las elecciones de 2023. En una acto titulado Compromiso con Barcelona, la regidora ha defendido un proyecto que aporte "soluciones" para Barcelona, y no como ahora, con un "tripartito de facto" (Barcelona en Comú, PSC y ERC) que "está creando problemas y caos" y ha sumido a Barcelona en la "decadencia". La líder naranja ha defendido que Barcelona necesita "consenso, responsabilidad, empatía, servicio público y rendición de cuentas, con total transparencia hacia los vecinos. Nosotros no tenemos mochilas sino una hoja de servicios limpia". "Ahora Barcelona tiene un gobierno que no escucha". 

UN PROYECTO EUROPEÍSTA Y LIBERAL

"Nuestro compromiso con Barcelona es hacer una ciudad con un verdadero progreso económico y bienestar social" con un proyecto "transversal con seny, moderno y europeísta que defienda los valores liberales que son también un referente de buena gestión en Europa". "A Barcelona, hoy en día, le falta liderazgo. La Copa América, por ejemplo, no es fruto de las instituciones, sino del empuje de la sociedad civil. No quiero la Barcelona de Colau, pero tampoco la Barcelona de los años 90, sino la Barcelona del mañana", ha indicado Guilarte.

Agentes de policía de distintos cuerpos durante un episodio de inseguridad en Barcelona / EFE
Agentes de policía de distintos cuerpos durante un episodio de inseguridad en Barcelona / EFE

Pero para ello, ha recalcado Guilarte, hay que poner fin a uno de los principales problemas que azota a la capital catalana: la inseguridad. "Barcelona es la capital más insegura de España, líder en robos con violencia, incivismo, agresiones sexuales, capital de los botellones y paraíso de los okupas", ha subrayado Guilarte, partidaria de "tolerancia cero" y de devolver "la autoridad" a la Guardia Urbana y a las fuerzas y cuerpos de seguridad, que ha sufrido siete años de "criminalización" por parte del gobierno municipal. "Las normas y las ordenanzas están para cumplirlas. Sin seguridad no hay convivencia, ni tranquilidad". Guilarte ha reprochado al gobierno municipal que no ha aplicado el plan de seguridad presentado por Ciutadans, formado por 60 medidas.

UNA CIUDAD SUCIA QUE EL GOBIERNO NO SOLUCIONA

Guilarte ha puesto el dedo en la llaga en otro problema "incomprensible en una ciudad avanzada": la suciedad. "Cada vez más las calles están sucias. Da pena ver los jardines y parques. Hay mucha dejadez. Y el gobierno es incapaz de solucionarlo a pesar de disponer una contrata nueva y millonaria". La regidora ha abogado por un cambio de modelo en la recogida de residuos, pero opina que debe ser gradual, "nunca forzando sino incentivando" a los vecinos. Guilarte ha puesto como ejemplo de mala gestión el Puerta a puerta de Sant Andreu.

En su intervención, Guilarte ha advertido que en Barcelona cada vez hay más familias en riesgo grave de exclusión social y una diferencia en la esperanza de vida entre los distritos de hasta cinco años. "Y esto no es fruto únicamente de la pandemia. Colau y sus socios han creado barrios y ciudadanos de primera y de segunda. Hay más pobreza y desahucios que nunca, y más precariedad, y en cambio la protección social y los servicios sociales han empeorado". La edil ha defendido un plan adaptado a las realidades y necesidades actuales, "basado en la prevención y el acompañamiento integral". 

Acumulación de bolsas de basura delante de contenedores de residuos domésticos / RRSS
Acumulación de bolsas de basura delante de contenedores de residuos domésticos / RRSS

POLÍTICAS POPULISTAS DE MOVILIDAD

Los problemas de movilidad generados por el urbanismo táctico no han faltado en la conferencia de Guilarte. "Colau y PSC acostumbran a crear problemas donde no los había, y el urbanismo y la movilidad son un ejemplo de ello. Los bloques de hormigón y el pinta y colorea de calles al que llaman superilles son más bien superpesadillas. La del Eixample tendrá consecuencias nefastas para la ciudad y el comercio. Es fruto de la obsesión contra el vehiculo privado, contra la actividad económica y la vida cotidiana de los barceloneses. Colau y PSC están traicionando el espíritu y la filosofía de la Barcelona de Ildefons Cerdà, que nosotros reivindicamos como ejemplo internacional de funcionalidad y patrimonio de los barceloneses".

Desde el punto de visto medioambiental, Guilarte ha subrayado que las políticas deben basarse en criterios técnicos, innovación y sentido común y no en apuestas naïf y populistas. Un ejemplo de que las cosas se hacen mal, ha añadido, es la Zona de Bajas Emisiones. "Se ha hecho deprisa y mal. Es una ordenanza que solo se centra en prohibir, en sancionar y en recaudar. Barcelona necesita un plan de movilidad que permita y facilite un tráfico ordenado y seguro. Hay que desterrar el desurbanismo táctico que incrementa la peligrosidad. Y sí, hay que integrar nuevas formas de movilidad personal, pero desde el civismo. No hay manera de circular por Barcelona sin que te atropellen. Hay que hacer una ordenanza para regular".

Carlos Carrizosa, en el acto de Ciutadans / CIUTADANS
Carlos Carrizosa, en el acto de Ciutadans / CIUTADANS

Ya en la parte final de su discurso, Guilarte ha recordado el fracaso de las políticas de vivienda de Colau. "El resultado ha sido demagogia, populismo e intervencionismo. La realidad es que con Colau ha vuelto el barraquismo a la ciudad y sus políticas están agravando la exclusión social y el sinhogarismo, más de 600 familias en la mesa de emergencia habitacional. Y el irrisorio parque público de vivienda que defiende para las familias son contenedores de apenas 40m2. Nosotros apostamos por políticas de vivienda pública en clave metropolitana para aumentar la oferta y disminuir el precio, fomentando acuerdos público-privados".

EL 'IMPUESTAZO' Y LA TASA "FRAUDE" DE RESIDUOS

Guilarte ha reprochado a Colau el impuestazo de 2020, "consolidado en plena pandemia", que ha disparado el IBI, el recibo del agua "con la tasa fraude de residuos. Nosotros hemos sido el único grupo municipal que se ha opuesto rotundamente a este asalto al bolsillo de los ciudadanos y los únicos que en estos tres años no hemos ni aprobado ni avalado su impuestazo ni sus presupuestos, a diferencia del resto de grupos municipales. Nosotros apostamos por una política fiscal equilibrada que permita la creación de riqueza, para que se pueda luego redistribuir. El dinero está mejor en el bolsillo de las familias y en manos de los emprendedores que en las de Colau. Barcelona debe ser una gran ciudad que atraiga, no que expulse, ponga trabas o prohíba". "La Barcelona de Colau es sinónimo de quiebra".

Ada Colau, en las jornadas del Círculo de Economía / LUIS MIGUEL AÑÓN
Ada Colau, en las jornadas del Círculo de Economía / LUIS MIGUEL AÑÓN

Ciutadans aboga por un gobierno de Barcelona que impulse una "regeneración democrática", basada en los valores éticos, mientras que el nepotismo, los dedazos, y las imputaciones, son lamentablemente lo que caracteriza el día a día de quienes gobiernan nuestras instituciones, empezando por la propia alcaldesa agarrada a su cargo en beneficio propio". "Barcelona necesita iniciar un nuevo ciclo polítco que devuelva la confianza y que practique la obligación de rendir cuentas ante la ciutadania".

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.